Atraccion mutua

Hace 2 años que mi unica hija se caso con Eduardo, no habia pasado mas de un mes cuando empece a notar que sus besos de saludo tenian algo de lascividad lo que hacia que mo libido se disparara ya que por cuestiones de salud mi esposo ya no me toca, sus besos fueron subiendo de intensidad y los acompañaba con frese de doble sentido. Indirectamente insinuaba que me deceaba, yo por mi parte trataba de ignorar sus insinuaciones sabiendo que una ves que entrara al juego me seria dificil salir de el. Ya no eran nadamas palabras y besos me acariciaba tratando de que sus manos llegaran lo mas cerca posible de mis pechos o nalgas lo que me ponia demaciada nerviosa ya que yo tambien lo fui deseando. No me desagradaban sus palabras y caricias ya que era el unico hombre que me tocaba a mis 49 años,no podre olvidar ese fin de semana que llego solo ya que mi hija habia tenido que ir a europa a tomar un diplomado y tardaria tres meses en regresar y mi esposo se encontraba postrado en cama. Despues de estar platicando un buen rato con mi esposo este se quedo dormido y Eduardo aprobecho para ir a la cocina donde me encontraba preparando la comida,se paro detras de mi metiendo sus brazos por mi cintura y sin mas beso mi cuello, aunque con su beso me estremeci trate de hacer que se retirara de mi diciendole que no jugara ya que tenia que terminar de preparar la comida. No hizo caso de mis palabras y pego su cuerpo al mio haciendo que sintiera en mis nalgas la dureza de su pene,quito una mano de mi cintura para apagar la estufa mientras con voz llena de luguria me dijo que el ya tenia su comida en las manos. Gire mi curpo y quede de frente a el pase mis manos por su cuello y lo mire directamente a los ojos,bien y que se supone que tu y yo podemos hacer en la cocina,como respuesta atrajo mi cara contra la suya besandome en la boca, de buen agrado separe mis labios ya que su lengua buscaba entrar al encuentro de la mia. Sus manos no quedaron quietas, afanosamente fue subiendo mi vestido hasta que sus manos pudieron entrar entre mi pantaleta tocando directamente la piel de mis nalgas, su pene empujaba mi puvis pero yo lo queria sentir mas abajo,me pare en la punta de los pies para poder sentir la dureza de su pene en mi vagina,por fin despues de tantos años sin sexo un pane luchaba por entrar en ella pero habia tela que se lo impedia. Me deje llevar por la luguria,frotaba freneticamente mi vagina contra su pene,me encontraba literalmente colgada de su cuello sintiendo su pene en mi vagina y sus manos en mis nalgas mientras nuestras lenguas seguian luchando, ya no se escuchaban ruidos de trastos solo apagados jadeos,no tengo la menor idea del tiempo que nuestro cuerpos se estubieron frotando el tiempo se habia detenido para mi,apagados jadeos y olor de sexo llenaron de vapores morbicos mi mente,llena de luguria por el deceo despertado ahi mismo en la cocina me despoje de la ropa no queria estar un segundo mas sin ser poseida, Eduardo siguio mi ejemplo en un santiamen estaba desnudo frente a mi blandiendo su erecto pene con una destellante gota preseminal pendiendo de su glande,fue muy directo y como si fuera una orden me pidio que chupara su pene, yo docilmente me hinque frente a el tomando su pene entre mis manos chupando con gran avidez su rozado glande,el sabor agridulce de su gota preseminal me estremecio por completo,senti que eso seria suficiente para experimentar un orgasmo,trate de meterlo todo en mi boca mientras mi mano jugaba con sus testiculos. Su pene entraba y salia de mi boca no queria dejar de tocar un milimetro de ella con mis labios,sus dedos jubaban nerviosamente con mis cabellos mientra yo chupaba su pene,lo abultado de las venas hacia ver de mayor tamaño su pene, Eduardo de verdad que estaba exitado, saque su pene de mi boca y tomando mi vestido como talamo me tendi en espera de su pene. El solo contaco de su glande en mis labios vaginale me provoco un grato estremecimiento y me arranco un largo suspiro,por fin seria penetrada estando en el mayor grado de exitacion de mi vida,fu deslizando lentamente su pene rozando milimetro a milimetro el interior de mi vagina,las palabras se ahogaban en mi garganta queria gritarle que terminara de materlo que lo queria sentir en el fondo de mi vagina,termino su recorrido golpendo mis nalgas con sus testiculos,19cm.de pene estaba haciendo presion en el cuello de mi utero probocandome un ligero dolor,retrocedio solo para tomar impulso y de nuevo ataco a fondo golpeando en cada una de sus embestidas mi utero,el dolor que me producia aumentaba mas mi exitacion haciendo que jadeara y gimiera fuera de control. Los musculos de mi vagina se contraian en cada una de sus embestidas queriendo retener su ataque que por otro lado no queria que cesaran,la proximidad de un orgasmo recorrio como una descarga electrica mi columna vertebral, estalle conbulcionado mi cuerpo al sentir como esa descarga electrica traia a mi vagina un rio de semen que escurruio entre mis piernas,rio que aumento su caudal cuando casi de inmediato su pene expulso en fuertes chorros todo el semen que tenia almecenado. Lo frio de las losas nos regreso a este mundo y asi desnudos y tomados de las manos fuimos a acear nuestro cuerpos,la tarde se me hizo eterna en espara de un nuevo encuentro.

Acerca del autor
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *