Me hicieron el culo!!! Que placer!! Que Dolor!!

Era tan joven.. tan bonita!!! El mundo estaba a mis pies… en esa apoca aprendí, disfruté, y me desvirgaron el culo…. Como me dolió… pero que placer!!! hoy confieso que soy adicta!!! Sin un rato de una linda verga bien puesta en ese lugar… es como si no hubiera tenido sexo…

Por mas que el tiempo transcurra… Existe aquella primera vez que jamás olvidaras!!!
Como toda adolescente que se disfraza de mujer ardiente, transitaba unas de las etapas más emotivas de mi vida.

Estaba terminando mi carrera en la escuela de modelos. De repente dejabas tu mundo y subías a una pasarela para dejar que tu cuerpo permita que la moda tome vida y transforme tu ser,…para ilusionar a tu publico, para gustar, para provocar a la mujer a que quiera imitarte y al hombre que desee una mujer igual a su lado… En fin un mundo de proyección, de deseos y de fantasías.

Como mi estatura no superaba el metro setenta y mis formas son muy rotundas y contorneadas (aun hoy), mi fuerte pronto se transformo en el modelaje comercial haciendo publicidades, representando firmas en un stand de ventas en donde presentaba sus productos vestida de llamativos atuendos que despiertan la atención de todo el publico para que luego lo seduzcas y se transforme en un cliente efectivo, es decir nunca llegue a ser modelo de alta costura que era mi verdadera ilusión pero me destacaba como modelo comercial.

Era un mundo mágico, estudiaba y trabajaba… Estaba de novio desde hacia un tiempo con aquel al que le entregue mi virginidad… El era apenas un año mayor que yo, lindo, divertido, un poco chiquilín y muy deseado por mis amigas… A tal punto que lo descubrí de trampas con otora y aunque me costo muchísimo lo aparte de mi vida…. Y sí, uno con 17 años maneja su vida con ímpetu, arrasa, y va en pos de lo que siente…

Un día estaba trabajando en un stand para una conocida empresa de celulares, vestía catsuit rojo, mi pelo rizado, salvaje, suelto, largo, muy largo, y siempre sonriendo, hablaba con los clientes atrayéndolos a la compra y… de repente, una voz muy masculina y de espaldas a mi me susurra al oído… Voooos! Vos deberías estar conmigo… Desconcertada me doy vuelta y veo el hombre mas sensual de planeta con un efecto hechizante sobre mi… Terrible estremecimiento corrió por mi cuerpo, mis ojos se iluminaron, sentí mojar mi ropa interior… mi boca se deshizo… no lograba salir de su embrujo .. Con una sonrisa radiante, labios carnosos, piel reluciente, pelo corto despeinado, jeans apretados, camisa celeste… Me sonrió y me dejo su tarjeta…

Era gerente de publicidad de una prestigiosa empresa y personalmente seleccionaba “sus chicas” para las promociones. Siempre rodeado de mujeres hermosas, fiestas, sonrisas, eventos, noche…

Con sus flamantes 33 años Fernando se convertiría en aquellos hombres que merecen la pena recordarse una y otra vez en la vida de una mujer.

Junto a sus encantadores atributos físicos que saltaban a simple vista… admirable desde la cabeza a los pies…descollaba un hombre inteligente, jovial, divertido… en fin un “hombe perfecto”.

No tardo mucho tiempo para que el flechazo inicial de mis encantos y el hechizo de su hombría nos derrita en un ardiente encuentro sexual. Y al fin cuando conocí el instrumento largo y grueso que escondía debajo de su pantalón entendí el porque de su seguridad y su sex appel… era lo mas vigoroso y brutal que había conocido hasta entonces. Nunca más lo soltaría (pensaba para mis adentros)…

Me hizo reír como hacia tiempo no lo hacia… nuestros encuentros generalmente eran a la siesta terminamos en su departamento haciendo el amor… charlábamos, cogíamos, nos frecuentamos bastante tiempo y la pasábamos muy bien… y simplemente hasta la próxima, que nunca sabíamos cuando iba a ser. Ninguno esperaba más del otro.

Con el empecé a disfrutar del sexo… que hasta poco tiempo atrás para mi era solo penetración rápida, misionero en su mayor parte, o hacerle sexo oral a mi novio sin saber que era lo fascinante, aquello de que todas mis amigas hablaban y decían que era fabuloso y que yo aun no entendiera…

Era una siesta de verano, hacia mucho calor en la calle, y hacia poco que nos frecuentábamos…

Ese día me puse una minifalda de jeans azul y blusa de encaje color beige… así me le aparecí en su departamento… el me recibió como siempre sonriente, alegre y desnudo… me encantaba…

Al verme entrar, cerro la puerta, me apoyó en la pared con fuerza y empezó inmediatamente a besarme y agarrarme la cola con sus manos, tomándome fuerte de los glúteos, empezando a sentir su enorme pija bien erecta contra mi pelvis.

Sonriente y amasándome las nalgas y las tetas me llevo derecho a la cama… y ahí empezamos a revolcarnos… frotándonos… me saco rápidamente la blusa, el corpiño y con la minifalda diminuta azul puesta corrió mi tanga y sin sacarla, me calzo sobre su hermosa pija…

Que éxtasis maravilloso produce recordar la terrible explosión en mi concha, clavándome profundo. Tomándome de la cintura haciendo presión hacia abajo para que entre hasta el fondo… lo cabalgue un buen tiempo… Meneando deliciosamente mi cintura…

Y así en ardiente desenfreno quede abajo… A él le gustaba que abriera y extendiera las piernas hacia arriba porque ningún centímetro de su pija quedaba afuera…..cosa que a mi me encantaba… era sublime y mortal, me llevaba a los limites de mi desesperación y así acabe con gritos terribles de placer… (con el aprendí a soltarme y que no me diera vergüenza expresar mis sensaciones a los gritos y ser escandalosa en mis orgasmos).

En esa posición teniéndome de los tobillos, con la pollerita puesta y el parado al lado de la cama soltó un torrente hirviente de esperma en mi concha.

Cigarrillo de por medio, charlas intrascendentes… me pregunto como era que andaba con esa diminuta minifalda por la calle… que prácticamente se me veían mis nalgas… que era tremendo para los hombres que me miraban, que era muy provocativa…y así, risas besos caricias mediante, nos empezamos a tocar otra vez…

Sin mucha historia me puso en cuatro… me tomaba de mi pelo rizado y me daba fuerte desde atrás… de repente me metió un dedo en el orto mientras seguía cogiéndome por la concha….y sorprendentemente esa nueva sensación me gusto!!!

Nunca pensé que sentir que no te queda nada por llenar seria tan placentero…

Me gusto mucho… jadeaba enloquecida… e inesperadamente se retira de mi concha, le pone saliva a su verga y apoya la punta de su poronga en mi anillo virgen..

Me fruncí entera del miedo,.. calma,… calma vamos despacio dijo… y siguió intentando entrar… despacio… al principio creí que me desmayaría creí que jamás lo iba a lograr… tomaría la ruta prohibida de placer… no lo soportaría.

Con su carne tibia y suave, firme e hinchada, me miraba sonriente y lleno de amor… tratando de brindarme calma… suavemente y pausado entro la cabeza, ardor, dolor, lagrimas y cuando creí que lo peor había pasado vuelve a empujar fuerte y furiosamente… noooo… no podía aislar la sensación de dolor de mi mente… tenia ganas de sacarlo inmediatamente, le pedí por favor que pare… apretaba mis dientes y rasguñaba las sabanas… Duele, duele mucho, despacio por favor… y el me tenia tomada de las caderas y me daba ferozmente con su terrible enorme pija… ya pasa me decía… tranquila… relájate… entrégate a mi como siempre y mientras el ardor y dolor calmaban, cerré mis ojos y concentre todos mis sentidos en mi anillo, mi mente se puso en blanco (entrégate relájate eran las ordenes que mi mente le daba a mi cuerpo) y así lentamente comencé a sentir la satisfacción de entregar el culo… y la plena sensación mágica de posesión me abrumo… siendo lo mas fabuloso, sentirme investida y entregada al placer y dominio de mi hombre. Me siguió bombeando largo, sonreía, jalaba mi pelo, me decía me fascina ser el primero en entrar, tu orto es fascinante… muévete gózame… y con un feroz grito vació su manantial de semen íntegramente en mi recto.

Quede toda inflamada, y me costaba caminar… a cada paso parecía que se me abría o caía su rica leche…

Llegue a mi casa a mirarme con un espejo… siempre me gustaba mirarme como quedaba después de coger, era una sensación de triunfo verme inflamada irritada prueba testigo de los hermosos orgasmos disfrutados.

Mi orto rasgado y herido por los bestiales movimientos de mi amante, no lo había gozado en absoluto pero me embriago la idea de haberlo entregado ser su posesión.

Sentarme fue terrible,… por lo menos por tres días, pero a la su vez era gratificante porque me recordaba que me cogieron por ahí..

Así empecé a entregarlo solo por ver el placer que les daba a los hombres darme por el culo…

Actualmente, gracias a mi amor, además de eso, siento enorme placer por el orto, y si no me dan un rato por allí parece que no hubiera tenido sexo!!!

He aprendido a disfrutar cada parte de mi cuerpo. A disfrutar saboreando cada rincón de mi pareja y a tener la imperiosa necesidad de que nada quede sin disfrutarse.

Me fascina pasar del maravilloso encanto del sexo lleno de amor a la penetración fuerte, furiosa y desenfrenada.

Como cambia uno en la vida… no???

One thought on “Me hicieron el culo!!! Que placer!! Que Dolor!!

  1. Megustataria follarte algunas q estado no meaguantan porq tardo 2 horas en venirme mi verga es 25 para follarte duro y la miarte tu conchita rrica bb

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *