Mi primera vez con mi perro “stiven”

Hola a todo mi nombre es Liliana soy un travesti de closet actualmente tengo 27 años soy de Perú del departamento de Arequipa este relato que les voy a contar ocurrió hace muchos años cuando tenía 17 o 18 años siempre me ha gustado vestirme de mujer desde muy pequeño siempre me vestía con las ropitas y sus pantimedias de mi hermana o de mi madre.

Bueno un día en el colegio una profesora saco ese tema de la zoofilia que una chica de por aquí lo había practicado y que sus padres lo encontraron y que ala chica le había dado una hemorragia y muchas cosas que nos explico, desde ese entonces me dio la curiosidad por que nunca había escuchado eso de la zoofilia de tener sexo con un animal, busque información en la internet ahí encontré videos fotos y vi como se cogía un perro a una mujer, como iba ser mi primera vez tenía que informarme bien para hacerlo porque nunca lo había hecho ni con un hombre ni un perro solo me masturbaba y me vestía cada ves que podía por que casi siempre alguien había en casa bueno así paso un tiempo.

en ese entonces teníamos un perro llamado “stiven” era un perro chusco no tenia raza era algo grande de color negro y blanco lo criamos desde muy pequeño me tenía mucha confianza siempre jugábamos a veces lo bañaba un día no ha habido nadie en mi casa me quede solo aproveche el momento asegure bien las puertas y me vestí de mujer llame a “stiven” vino y lo metí ami cuarto lo acaricie y lo masturbe salió un pequeño punta rojita y delgado lo sigue masturbando y poco a poco vi como crecía su pene y tenía una bola que estaba creciendo dentro de su capucha lo saque todo y creció más al final era bien grandote y disparaba bastante liquido yo estaba muy exitada me puse en 4 para que me montara como a su perra solo me dio unos lametazos y no quería montarme yo me estaba muriendo de ganas que me montara quería su pene dentro de mi culito saber cómo se siente un rico pene de tu macho.

Entonces agarre y lo levante de las patas y me lo puse encima de la espalda y por abajo tome su pene y me lo metí poquito a poquito, hay que rico era sentir una pene dentro de mi culito por primera vez pero a la vez tenía una ganas de ir al baño no sé por qué tenía muchas ganas de ir al baño entonces lo saque y me fui al baño y solo orine liquido medio transparente nada mas yo pensé que no me había lavado bien, pero supongo seria porque tenía metido toda su pene grande dentro de mi culito.

pero quería saber que se siente quedar pegado con él quería su nudo dentro de mí y que él me muente solo, así que a entrenarlo para qué me montara solo ise lo siguiente, me ponía en 4 y solo lo masturbaba un rato y lo dejaba, así hice varias veces lo dejaba con ganas hasta que aprendiera a montar por sí solo, paso un tiempo y aprendió ahora si lo masturbaba un poco se subía encima mío me cogía bien rico y fuerte de la cintura y hacia sus movimiento y me punteaba por mis nalgas pero no le atinaba ami culito.

Bueno era casi fines de agosto y por fin llego el día todos se iban ir a una fiesta de una virgen de Sta. rosa de lima que nos habían invitado a todos, unos familiares que Vivian fuera de Arequipa así q todos se fueron y yo me quede solo en casa con “stiven feliz
Llego la noche yo bien preparada me lave bien y me vestí con una minifalda que tenía mi hermana todo una mujer Salí a buscar a “stiven” lo entre a mi cuarto jugamos un rato yo estaba muy muy exitada así que empecé a gatear en mi cuarto lo masturbaba un poco y me deje montar un ratito como diciendo esto te vas a comer mi papito rico, ya no aguantaba más así nos subimos encima de mi cama lo masturbe un poco para que me montara.

ya yo en pose perrito con el culito al aire y el viene y me muenta que rico me cogió de la cintura bien fuerte como a su perrita se movía pero no le daba a mi huequito así que dirigí su pene a mi culito y no saben se volvió loco loco como se movía era muy muy rápido que rico sentir esa sensaciones de saca y mete era riquísimo quería q nunca parara que nunca terminara yo le decía que rico papi dame mas papi soy tu perrita métemelo bien adentro, mas mi perrito rico así fuerte de ahí bajo poco a poco el movimiento se movía lento hasta que paro y sentía como crecía su nudo y toda su pene me llenaba todo el culito de ahí quería bajarse no lo deje lo tome de las patas delanteras lo sujete un rato hasta que lo solté y se bajo y se dio la vuelta y jalaba y jalaba me quería arrastrar me hacia doler me hacia doler pero lo tome de las patas traseras y no lo deje que jalara mas lo pegue bien a mi culo pero como al principió tenía esa sensación de ir al baño dije no lo creo es el pene de mi papito que me está llegando de su lechecita dije soy tu ya papito lléname de tu rica leche hazme tu tuya hazme sentir tu perrita quiero sentirlo bien rico.

hasta que yo quería sacarlo el pene del mi querido “stiven” lo solté jale y no podía y no podía así que ni modo felizmente estaba solo así que a disfrutar el jalaba y jalaba y no nos podíamos separar ni yo de él ni el de mi así estuvimos bastante rato se sentía como palpitaba su pene adentro de mi culito era bien rico riquísimo de ahí de un buen rato no separamos hay el maldito jalo fuerte me saco sangre del culito pero al ver su pene y su bola que grande era dije con razón no podía separarme, todo eso entro dentro de mí, era un enorme pene que a un estaba botando liquido él se fue a un costado a lamerse el pene y yo un rato tumbada en mi cama con el culo bien mojado ha pero me estaba doliendo el cultito y Salía bastante liquido transparente mesclado con sangre así que fui al baño y me lave bien así estuve unos días con mi culito adolorido hasta decía que me habrá hecho ahora que hago que diciendo voy al doctor así así pasaron los días y ya no me dolía hay por fin me tranquilicé y así fue mi primera ves con mi perrito “stiven” bueno amigas y amigos espero que les haya gustado mi relato mas delante les contare como fue mi primera vez con un hombre o.k bye bye………

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *