otra travesura de Nadia

Hola, vuelvo a ser yo, Nadia. Yo tenia justo 16 años cuando lo hize otra vez con un perro.

Era verano. Estava sola en mi casa de campo, muy aburrida. Así que me fuí a dar un paseo por el campo que habia al lado de mi casita. Mis padres se habian marchado a una feria con mi perro, así que me aburria muchiisimo.

Mientras paseava, me encontré a un pastor aleman, muy limpio y grande. Estava suelto, pero llebava collar. Estuve buscando pero no encontrava a su amo. Lo cogi por el collar y me lo lleve conmigo, a ver si encontrabamos a su amito. Pero despues de pasear por toda la colina, no vimos a nadie. Así pues me quede con él durante un ratito (muy bunoo el rato). Yo iba con una camiseta de tirantes con el sujetador debajo (teia mucho pecho entonces, una 120 mas o menos) y llebava una faldita con un tanga cas transaprente. La falda me iba muy corta, así que solo me la ponia cuando hacia mcho calor.

Empezé a pensar si podria montarme a ese perro, pero me dije que no, que estava en medio de el campo y podia venir alguien. Ademas, quien sabe si tenia una enfermedad el perro. Le empeze a acariciar la tripa. A él le gustava mucho. En tonces me fije en su tranca. Era inmensa, enorme. Eso me excitó mucho. Yo ya lo habia hecho con mi perro y con chicos y chicas (me da igual) varia veces.

Se la empeze a acariciar muy suavemente, mientras con la otra mano me iba tocando los pezones. El perro se dejava. Me quite el sujetador, pero me deje a camiseta por si acaso. Me acariciava los pezones muy suavemente, mientras le hacia una buena paja al perro. Entonces me quite el tanga. Me empezé a meter dedos con la mano que me tocaba los pezones. Seguia tocandole la polla al perro.

Notava quemi liquido iba cayendo. Entonces le acerque mi mano a la nariz del perrito. El me a olio y me la lamia. Yo me lleve la mano en el kussy y el me sigui con el ocico. Me empezo a oler. Yo mientras le tocaba la tranca, Notava que estaba caliente y palpitante. El me empezo a lamer. Que bien que lo hacia. Notava como su lengua rasposa y caliente me acariciava el clitoris. Deje la verguenza a parte y gemi. O dios como me excitava estar en esa situacion.

Me quite la camiseta y la falda. Estava desnuda completamente. El perro me lamia. Entonces yo me acerque con mi cara a su tranca para ver si ya estava lista para que me penetrara. Era enorme y roja. Se la cogi y se la chupe. Él, supongo que pensando que mi boca era mi sexo, me cogio con las patas delanteras del cuello y se me empezó a montar por la boca. Yo lo intentava empujar, pero él se cogia muy fuerte y me arañava. Me relaje y me puse de una manera quje no me aoghava con su tranca. Notava que se iba hinchando e hinchando. Noté como se formava una bola en el interior de mi boca. Me asuste y lo empuje. Me araño toda la espalda. Entonces yo se la empeze a chupar manteniendo las distancias. Notavque su bola iba creciendo. Me quite su polla de la boca, calentita, y de repente, una explosion de semen me mojo todo el cuerpo y la cara. Casi me aogava de la cantidad se semen. Y volvio a descargarse.

Cuando termino, me empezó a lamer la boca, Yo tambien le lamia su lengua. Estuviomos así un buen rato. Yo enia el cuerpo lleno de semen. Pero yo queria que me penetrara. Me puse de cautro patas y le acerque mi coñito a la cara el me lo volvio a lamer. Oh dios, eso era lo mejor. Notava que me corria, y mucho. Entonces el me cogio con sus patas muy fuerte. Y me la volvio a meter. Iba muy rapido, y a mi me dolia, pero me dejava, porque me exctiava mucho. Empeze a pegar gritos de placer. Entonces volvi a notas como su tranca se volvia a hinchar. Una bol entrava en mi coñito. Me dolio, pero era tan placentero… Entonces note como se hichava mucho y de repente, mucho calor en mi interior. Note como un chorro de semen salia de mi coño. Nunca note tanto semen en mi interior.

Despues de veinte minutos, se separo de mi. Me empezo a lamer el coño. Otra vez m corri, pero me dolia mucho, no podia cerrar las piernas. Yo se la empeze a chupar. Estavamos haciendo una especia de 69. Cuando terminamos me vesti y me lo lleve a mi casa. Me ire en el espejo, y tenia todo el pelo blanco y pegajoso de semen. Me duche y luego llegaron mis padres.

Ahora me lo monto con dos a la vez, es mucho mejor.

One thought on “otra travesura de Nadia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *