Inesperadamente Follada por un Caballo

Esto sucedio un Domingo en la Pequeña Caballerisa de Mi Padre.

Ese día todos estaban en el Pueblo ya que era día festivo. A mi que no me divertia mucho los eventos pueblerinos preferí quedarme en la caballerisa.

Era un día soleado y me dispuse a tomar un baño en el estanque para refrescarme. Despues de buen rato de nadar, salí a dar una caminata y ver los caballos, como estaba con la ropa empapada casi tube que desvestirme y me quedé en ropa interior.

Esto no me importó realmente ya que no habia nadie en ese momento en la casa. El establo de mi padre es pequeño pero completo, sólo tiene 3 lleguas y 2 Caballos, Uno de estos “toro”es un semental de raza fina que recien habia adquirido para montar las lleguas y comenzar a criar buenos potros, incluso habia creado una area que disponian para montar las lleguas o tomar muestras de esperma de los caballos para hacer estudios geneticos y planificar los cruzes de estos animales, en algunas oportunidades observe como lo realizaban, incluso en el área de monta aún se podía observar derramados en el piso los fluidos y liquidos vaginales que expedian las lleguas en celo cuando las utilizaban para provocar a los machos, los cuales los engañaban y al intentar montarlas les tomaban muestras de esperma para su posterior análisis.

Estube buen rato observando y acariciando estos animales, especialmente el semental recien adquirido “toro”, el cual era muy imponente y hermoso, cuando me dispuse a entrar a la casa para ducharme y vestirme recorde que había dejado la ropa mojada serca del estanque y fuí a buscarla, cuando regresaba resbale al pasar por ensima de una de las compuertas y caí sobre el área de monta de las yeguas, rodé por el piso, al sentarme note que estaba sobre los líquidos que les mencione anteriormente, sentí como humedecio por completo mis piernas, mi braga incluso sentir como humedecía mi concha y mi culo completamente, así que senti un poco de asco y me levanté para entrar a lavarme y cambiarme, cuando pasé caminando frente a “toro” éste se volvió muy inquieto, comenzo a relinchar y dar pasos hacia atras y adelante, me detube por la impresión ya que sabía que hace un instante estaba muy tranquilo, me hacerque a el y noté que ahora mi precensia era distinta para él, lo acaricié y trate de calmarlo pero se notaba distinto, éste buscaba freneticamente con su cabeza entre mis piernas, no entendía porque, pero luego entendí lo que sucedía, era claro que los fluidos de los cuales me encontraba llena expedían un olor característico de las hembras que lo volvía loco.

Debo confesar que el pensar que un animal de tal embergadura se encontraba exitado por mí me estremeció, sobretodo al ver el inmenso mastil de carne del caballo como comenzaba a aflorar, no me contube y me incline para ver de serca el espectaculo, era una inmensa cabeza que asomaba seguida de un tronco de carne de color rosado y marron, se sentía cada vez más tieso y lo saborié con mi boca para probar el sabor de las gotas de leche que comenzaban lentamente a brotar de su aspera cabeza, el aprobechaba la oportunidad para lamer los jugos que humectaban mi concha, ésta vez ya se juntaban los fluidos vaginales de las lleguas que accidentalmente llegaron a mis bragas y los mios que ya brotaban por mi exitacion.

Tomé al caballo y lo instalé como correspondía en el área de monta, este quedo a disposición montado en el taburete con sus dos patas delanteras en alto como si estubiera montando una llegua y aproveche la oporunidad para colocarme en la banqueta debajo de él boca arriba con mis dos piernas bien abiertas, tomé su miembro con ambas manos y comence a frotar la gigante punta contra mi concha, subiendo y bajando éste rosaba my abultado clitoris y abría lentamente los labios vaginales, tal espectaculo me exitaba muchisimo, me sentia tan cochina al ver el miembro descumunal del caballo que cada vez se hacia mas largo y ancho entre mis manos colocado en la entrada de mi cuca, el temor a una posible penetración fue desapareciendo con lo cachonda que estaba y comenze y introducir la gigantezca cabeza abriendome paso entre los labios vaginales cada vez mas dilatados por la exitación, hasta que logré introducir toda la punta, la sensación fue increible, el caballo al sentir el calor de mi concha comenzo a valansear su cadera hacia delante y hacia atras como queriendo fornicarme, el miembro comenzo a entrar pausadamente y yo me sentia invadida por un tolete de carne demasiado sabroso, cuando ya no pude contener mas la presion que el caballo ejercia sobre mí, simplemente aparte mis manos de el, con las cuales intentaba controlar la penetración, y las coloqué en mi área vaginal, intentando abrir lo mas que pudiera los labios de mi cuca y así poder observar bién lo que estaba apunto de suceder, abri lo mas que pude mis piernas, y el caballo sin ninguna compasión embestió totalmente contra mí y me enterró tanta carne dentro de mi como nunca imaginé poder soportar

Observé claramente como aproximadamente 45 cm a 50 cm de de ese hermoso tubo de carne entraban abriendo paso entre los hinchados labios de mi vagina, yo jemía de dolor y de placer y susurraba a “toro” que por favor no se detubiera, le decia suavemente: “cojeme duro toro, quiero más guevo, anda, parteme en dos con tu inmensa verga, quiero sentirme violada por ti,,, ahh,,, ahh “, El animal cada vez mas exitado simplemente embestia mas salvajemente, acelerando el ritmo y la fuerza con la que empujaba y sacaba el miembro dentro de mi, yo trataba de no perder ni un detalle de la imagen tan aberrante pero exitante que tenia en frente: de un colosal palo de carne entrar y salir de mi cuca sin compasión.

Luego de un rato y luego de los infinitos orgasmos que ya habia padecido, el caballo empujo lo más que pudo su miembro dentro, pense que iba a rebentarme, y quedando alli un instante inmovil expulsó toda su leche dentro de mi, senti como litros y litros de fluido caliente me inundaba por dentro, lo sentia empujar mis ovarios con fuerza hacia arriba, luego de unos instantes el miembro al comenzar a perder erección fue saliendo progresivamente de mi ensanchada y dilatada vagina, cuando salio su hermosa cabeza, sono: “¡¡¡ plowh¡¡¡¡” y abundante fluido chorreo por mis piernas. La imagen dél semen del animal confundidos con mis fluidos vaginales esta vez ya no me daban asco sino todo lo contrario me probocaban morbo, hasta el punto que ya sin fuerzas tumbada sobre la banqueta sólo podía tomar con mis manos el chorreante liquido y lo llevaba a mi boca desesperada, saboreando el rico manjar trague mucho de ese calido y vizcoso fluido.

otra travesura de Nadia

Hola, vuelvo a ser yo, Nadia. Yo tenia justo 16 años cuando lo hize otra vez con un perro.

Era verano. Estava sola en mi casa de campo, muy aburrida. Así que me fuí a dar un paseo por el campo que habia al lado de mi casita. Mis padres se habian marchado a una feria con mi perro, así que me aburria muchiisimo.

Mientras paseava, me encontré a un pastor aleman, muy limpio y grande. Estava suelto, pero llebava collar. Estuve buscando pero no encontrava a su amo. Lo cogi por el collar y me lo lleve conmigo, a ver si encontrabamos a su amito. Pero despues de pasear por toda la colina, no vimos a nadie. Así pues me quede con él durante un ratito (muy bunoo el rato). Yo iba con una camiseta de tirantes con el sujetador debajo (teia mucho pecho entonces, una 120 mas o menos) y llebava una faldita con un tanga cas transaprente. La falda me iba muy corta, así que solo me la ponia cuando hacia mcho calor.

Empezé a pensar si podria montarme a ese perro, pero me dije que no, que estava en medio de el campo y podia venir alguien. Ademas, quien sabe si tenia una enfermedad el perro. Le empeze a acariciar la tripa. A él le gustava mucho. En tonces me fije en su tranca. Era inmensa, enorme. Eso me excitó mucho. Yo ya lo habia hecho con mi perro y con chicos y chicas (me da igual) varia veces.

Se la empeze a acariciar muy suavemente, mientras con la otra mano me iba tocando los pezones. El perro se dejava. Me quite el sujetador, pero me deje a camiseta por si acaso. Me acariciava los pezones muy suavemente, mientras le hacia una buena paja al perro. Entonces me quite el tanga. Me empezé a meter dedos con la mano que me tocaba los pezones. Seguia tocandole la polla al perro.

Notava quemi liquido iba cayendo. Entonces le acerque mi mano a la nariz del perrito. El me a olio y me la lamia. Yo me lleve la mano en el kussy y el me sigui con el ocico. Me empezo a oler. Yo mientras le tocaba la tranca, Notava que estaba caliente y palpitante. El me empezo a lamer. Que bien que lo hacia. Notava como su lengua rasposa y caliente me acariciava el clitoris. Deje la verguenza a parte y gemi. O dios como me excitava estar en esa situacion.

Me quite la camiseta y la falda. Estava desnuda completamente. El perro me lamia. Entonces yo me acerque con mi cara a su tranca para ver si ya estava lista para que me penetrara. Era enorme y roja. Se la cogi y se la chupe. Él, supongo que pensando que mi boca era mi sexo, me cogio con las patas delanteras del cuello y se me empezó a montar por la boca. Yo lo intentava empujar, pero él se cogia muy fuerte y me arañava. Me relaje y me puse de una manera quje no me aoghava con su tranca. Notava que se iba hinchando e hinchando. Noté como se formava una bola en el interior de mi boca. Me asuste y lo empuje. Me araño toda la espalda. Entonces yo se la empeze a chupar manteniendo las distancias. Notavque su bola iba creciendo. Me quite su polla de la boca, calentita, y de repente, una explosion de semen me mojo todo el cuerpo y la cara. Casi me aogava de la cantidad se semen. Y volvio a descargarse.

Cuando termino, me empezó a lamer la boca, Yo tambien le lamia su lengua. Estuviomos así un buen rato. Yo enia el cuerpo lleno de semen. Pero yo queria que me penetrara. Me puse de cautro patas y le acerque mi coñito a la cara el me lo volvio a lamer. Oh dios, eso era lo mejor. Notava que me corria, y mucho. Entonces el me cogio con sus patas muy fuerte. Y me la volvio a meter. Iba muy rapido, y a mi me dolia, pero me dejava, porque me exctiava mucho. Empeze a pegar gritos de placer. Entonces volvi a notas como su tranca se volvia a hinchar. Una bol entrava en mi coñito. Me dolio, pero era tan placentero… Entonces note como se hichava mucho y de repente, mucho calor en mi interior. Note como un chorro de semen salia de mi coño. Nunca note tanto semen en mi interior.

Despues de veinte minutos, se separo de mi. Me empezo a lamer el coño. Otra vez m corri, pero me dolia mucho, no podia cerrar las piernas. Yo se la empeze a chupar. Estavamos haciendo una especia de 69. Cuando terminamos me vesti y me lo lleve a mi casa. Me ire en el espejo, y tenia todo el pelo blanco y pegajoso de semen. Me duche y luego llegaron mis padres.

Ahora me lo monto con dos a la vez, es mucho mejor.

El dia en que mi mejor amiga y yo dejamos de ser virgenes

Me llamo Nadia y entonces tenia solo 15 años. Mi mejor amiga y yo estabamos en mi casa con el perro, y este nos hizo pasar un buen rato.

A mis 15 años yo aun era virgen, no tenia novio pero tenia ganas de hacer-lo.

Mi mejor amiga Barbara y yo estabamos en mi casa mirando la tele. Mis padres no estaban, me dejaron sola todo ese dia, incluida la noche la iba a pasar sola, por eso invite a Barbara. Tambien estaba mi perro Dover (Golden retrevier).

En eso que nos estabamos aburriendo mucho y nos pusimos en el ordenador a mirar una peli que me habia descargado. Yo me pensava que era la autentica, pero cuando la pusimos aparecieron dos hombres y una mujer haciendolo.

Mi amiga y yo nos reiamos. Quita eso, quita eso.. me dijo mi amiga. Y yo le dije que no, que era muy buena la peli.

En eso que la vimos toda. Habia una parte en que venia un perro y penetrava a la mujer. Al final de la peli me di cuenta de que tenia todas las braguitas mojadas y olia mucho. En eso que ya nos aburriamos otra vez y nos sentamos en els sofa a ver la tele otra vez.

Mi perro se acerco a Barbara y la empezo a oler. Para ya Dover le decia yo, pero n parava y Barbara estava asustada. Mi perro le metio el ozico justo en las nalgas del pantalon corto que llebava Barbara. Yo intentava hacer fuera a Dover, pero este no se movia. Barbara dijo: dejalo a ver que hace. Y lo deje. El perro le empezo a lamer el pantalon y le dije a Barbara: Creo que quiere olerte el kussy. Ella me miro y me dijo: ¿me qito las bragas a ver que hace? Y yo le dije que vale.

Se quito el pantalon y las bragas. y se puso tumbada en el suelo con las piernas abiertas. Vi que sus baragas estaban mas mojadas que las mias. Dover la empezo a lamer mucho. Barbara iba haciendo gemidos y un liquido salia de su vagina. Entonces yo me agache, estaba muuy caliente, y le quite la camiseta a Barbara y le empeze a chupar los pezones. Ella se dejo y mi perro la cogio por los costados dispuesto a penetrarla.

Barbara se asusto y se lo qito de encima y me dijo: yo no quiero que me la meta. Yo le dije que ya lo haria yo. Así que me quite mi faldita y mis braguitas que estaban mojadisimas. El perro se me acercó a mi mientras yo me masturbaba tocandome el clitoris. Barbara, desnuda, me quito la camiseta a mi tambien y hizo chocar sus pezones contra los mios.

Mientras Dover me lamia, yo sentia que un liquido me salia de la vagian. Su lengua era muy calentita y aspera y me daba mucho gusto. Entonces me fijé en su tranca y la tenia toda afuera. Yo me acerque a su polla y empeze a chuparsela, mientras Barbara me iba tocando mis pechos (siempre he tenido muchos, una 120). Dover se dejava y yo se la iba chupando. Vi que su tranca se iba hinchando y ponindo roja. Estaba tan calentita que no pensava en nada mas. Barbara me empezó a chupar el kussy y eso me dio mucho ams gusto.

De golpe mi perro se apartó y se acerco a mi vagina. Barbara se apartó y se puso a besarme. Su lengua tenia liquidos de mi vagina y estaba muy caliente. Me puse para que Dover me pudiera metermela y eso hizó. Al pricipio no acertava. Su tranca, calentisima que parecia que ardiera, me fue rozando mi clitoris, lo que hizo que soltara un gemido tremendo.

Barbara me empezó a chuapr de nuevo los pechos y Dover intentando metermela. De repente note como algo muy grande entrava en mi vagina. Dolio mucho, pero era un dolor agradable. Note como mi vagian se iba haciendo cada vez mas grande y como su pene cada vez entrava mas adentro. Estaba muy caliente y notava como palpitava. Me daba mucho gusto. Barbra se puso a chuparme el clitoris, todo mojado mientras me acariciava un pecho. Yo estaba muerta del placer. Note como la tranca de Dover se iba hinchando. Me dolia pero no se podia separar de mi. Le dije a Barara que li intentara sacarmela pero me hacia mucho daño.

Entonces Barbara se sento a mirar mientras se masturbaba. Puso su kussy delante de mi cara y yo empezé a chuparselo y a meterle dedos. Mientras notava que la tranca de Dover iba creciendo y hinchando. Había una bola en mi interior y de repente.. ZAS. Explotó. Un monton de semen en mi vagina. Note como se escurria. Era muy calentito, Me gusto mucho. Barbara se dejava hacer por mi mientras el perro iba descargandose una y otra vez en mi vagina. A la quinta o sexta vez, note como su tranca ya no era tan grande, pero aun no nos podiamos separar. Me dolia cuando lo intentabamos. Dover parecia estar muy a gusto, como yo. Notava su tranca caliente dentro de mi, mojada por semen.

Al pasar 30 minutos mas o menos se separo de mi. Yo aun estaba chupandole el kussy a Barbara, que estaba muy mojada. Cuando se separo de mi se empezó a lamer la tranca. Entonces Barbara se le acercó y se la empezó a chupar. Dover se dejava. A mi me dolia mucho mi vagina y se lo dije a Barbara. Ella me la empezó a chupar y a acariciarme el clitoris. Poco a poco el dolor se fue calamndo. En esuelo habia un charco de semen y de mi sangre.

Al final nos duchamos Barbara y yo juntas, haciendo de las nuestras, pero ellas no me metia dedos, pues tenia la vagina muy dolorida. Des de entonces, lo he hechocon Barbara y con Dover un monton de veces.

Española consuma su fantasia zoofilica en un viaje a Peru

Esta es una historia real.

Todos los datos son veraces, salvo el nombre de ella a quien llamare en adelante “Catalina”; una amante muy caliente de España que conoci a gracias a sexosintabues.

Esta es la historia de la mujer mas feliz del mundo y su descubrimiento zoofilico.

—————————————-

Todos los datos son veraces, salvo el nombre de ella a quien llamare en adelante “Catalina”; una amante muy caliente de España que conoci a gracias a sexosintabues.Esta es la historia de la mujer mas feliz del mundo y su descubrimiento zoofilico.

Ella era mitad Española, mitad Peruana pero vivia en Barcelona por motivos de estudios, donde trabajaba como empleada domestica y solia quedarse a solas en casa durante la tarde… con la mascota.

Catalina me contaba por el messenger como en una de esas tardes con poco que hacer, habia visto imagenes de chicas siendo montadas por sus perros.

Ella queria iniciarse totalmente con un perro; habia solo tenido acercamientos timidos; se la habia tocado a su perro, dejo que la monte con bragas, y una vez, solo una vez le chupo la punta del pene para ver a que sabia.

El morbo estaba a flor de piel, pero le faltaba ese empujoncito que complementara su sexualidad.

La parte realmente interesante se da gracias a un un viaje que iba a realizar a Lima Peru para visitar familiares, asi que decidimos conocernos personalmente.Ya eramos muy amigos y nos habiamos visto por webcam, habiamos fantaseado durante unos cuantos meses y nos habiamos convertido en grandes amigos. Estabamos felices (y excitados) de poder compartir este tipo de secretos…

Habiamos construido, amistad, confianza, incluso algo de romance. Me moria de ganas por conocerla.

Nos encontramos en un cafe en un lugar conocido como Larcomar, en el distrito de Miraflores. Cuando esos ojos verdes me miraron, se levanto acercandose, y wow ! al ver esa silueta pense “es toda una pornostar !”. Labios gruesos, senos grandes y redondos, caderas amplias, cola parada, piel blanca ligeramente bronceada. Se veia mil veces mas linda que por webcam. Era increible, no podia tener tanta suerte, pero era cierto, era ella, era Catalina.

Conversamos hasta la noche y era evidente que ni ella ni yo estabamos dispuestos a pasar la noche solos teniendonos alli el uno al otro.

Esa fue la primera noche que compartimos juntos. En el departamento senti como me latia el corazon al borde del infarto cuando deslice sus bragas hasta el piso y tuve su peludita vagina a dos centimetros de mis labios. Me la comi toda, le mordi las areolas abrazando sus ricos senos y me corri tres veces en ella, incluyendo su cariñoso orificio anal.

Catalina como te amo! – parecia decir todo mi cuerpo extasiado.-

Luego de un par de encuentros de este tipo, el tema de las fantasias zoofilicas surgio.

Sabiamos que lo ibamos a hacer, no habia duda. Ella estaba dispuesto, yo estaba convencido; lo dariamos todo para que finalmente alcance la plenitud sexual con mi ayuda.

Asi que quedamos en que llevaria a mi perro recien bañado y perfumado a su casa por la tarde.

….

Pareciamos unos animales.

Eramos tres en la sala de ese edificio, mientras por la ventana la luz naranja del sol nos iluminaba desnudos, a Catalina, a mi pastor aleman (Brando) y a mi. Los tres a cuatro patas…

Brando y yo comenzamos a olfatear a nuestra hembra. Yo le ilustraba el camino, separando las duras nalgas de catalina y acariciando con mi dedo ese precioso ano marron que contrastaba con su blanca piel. Le frotaba el clitoris y ella gemia como perrita. Brando se acercaba y comenzaba a lamerle el culo con esa larguisima y aspera lengua humeda.

Pude ver como Catalina se mojaba y se abria como una rosa en primavera. Me calente tanto que queria darle el ejemplo a Brando, asi que intriduje la roja cabeza de mi pene en la vulva de mi amante y presione fuerte para que me sintiera crecer adentro. Luego sali.

Brando Lamio. Brando lengueteo. Brando monto.

Empezo a cabalgar a mi amante alli, justo delante de mis ojos.

Brando estaba trepado sobre su espalda moviento ritmicamente su cadera; erecto, erguido, sintiendo el interior de su hembra.

Ella tenia una lagrima de felicidad cayendo por sus rojisimas mejillas abrazandome mientras era por primera vez penetrada por otra especie. Eso era ella, una mujer, una hembra humana siendo poseida por un perro que le dejaba rastros de apareamiento y leche caliente entre las piernas.

Estabamos enfermos, hirviendo de fiebre sexual, delirando de tanta pasion y placer que parecia la droga mas fuerte del mundo. Era una mezcla de todo al mismo tiempo, mi lengua en su cuello, su lengua en mi pene, su abrazo desesperado mientras Brando terminaba de eyacular todo su esperma en mi mujer. Nuestra mujer.

Brando salio, se lamio el pene un par de veces y luego fue a apaciguar a nuestra hembra lengueteando su recientemente abusada vagina.

Catalina me miro excitada con ojos de “no puedo creerlo!”. Juro que nunca en toda mi vida habia visto un rostro de tanta felicidad.

Era una alegria tan grande que me parecio condenable y absurdo que existan personas en contra de la zoofilia en este mundo. Catalina era la persona mas plena y feliz del mundo gracias a ese descubrimiento y no existia nada que pudiera evitar dicha sensacion.

Brando se quedo un largo rato lamiendose el pene hasta que se achicara.

Catalina y yo nos tomamos una ducha juntos y seguimos haciendo el amor.

Esto sucedio hace cinco años atras, en uno de los momentos mas felices de mi vida. Hoy Catalina esta casada en España, tiene un hijo y seguimos siendo amigos.

Fue una de las mejores amantes que he tenido jamas y esta historia es un homenaje a ella y a todas las mujeres que han descubierto en la zoofilia un camino hacia la plenitud sexual y la felicidad.

pinturablanca@hotmail.com

cogiendo con mi borrega. zoofilia hombre

Mi nombre es José, soy de jalisco, México y les voy a contar como inicie en el mundo de la zoofilia con mis borregas.

Yo tenía 19 años en ese entonces y me habían regalado 2 borregas peliguey uno de mis tíos (que también criaba este tipo de animales).

Además me aconsejo que les buscara un semental porque ya estaban lo suficientemente grandes para que se reprodujeran a lo que yo le conteste que buscaría el adecuado para ellas. A las borregas las tenía en un terreno bardeado propiedad de mis padres al cual había acondicionado para que fuera el corral, así que la gente no podía ver hacia adentro por la alta barda que lo rodeaba. Los días pasaban normalmente, hasta que un sábado por la tarde, mis padres me dijeron que saldrían de viaje el siguiente día a Guanajuato, por lo que me dejaban las tareas que realizaría en su ausencia.

Ese día por la noche no me podía dormir razón por la que me conecte al internet y me puse a buscar porno y en uno de esas búsquedas, me apareció una página de zoofilia, la cual visite y me calentó ver como varios sujetos cogían con todo tipo de animales. De ahí en delante, mi mente se empezó a llenar de pensamientos muy cachondos en donde imaginaba que me cogía a un animal. Al día siguiente (domingo muy temprano) me levante y mis papas se despidieron de mi y me avisaron que vendrían por la noche. Al recordar lo que había visto por la madrugada, me empecé a poner muy caliente y sentí que no debía desaprovechar la oportunidad que me ofrecían mis padres al marcharse. Sin dudarlo me dirigí al lote donde tenia a los animalitos (estaba a las orillas del municipio razón por la que casi no había gente viviendo cercas de ahí) abrí el portón y lo cerré por dentro y me acerque lentamente hacia una de las borregas, claro que se asustaron y empezaron a correr, pero con maña logre atrapar a la mejo.

Era la más bonita de las 2, tenía un cuerpo muy desarrollado y tonificado, tenía una vulva muy preciosa y a lo que veía, estaba en celo. La amarre con un mecate y ella se dejo caer al suelo. Ya teniéndola abajo, yo estaba muy nervioso y caliente, sentía un temblor en todo mi cuerpo; rápidamente con mi mano derecha empecé a acariciar su vulva que la verdad estaba muy calientita. Empecé a frotar mis dedos con sus labios y note como poco a poco la borrega empezaba a respirar cada vez mas rápido; yo seguía desenfrenado masturbando su picha y poco a poco empecé a hundir uno de mis dedos dentro de ella. Me costaba mucho trabajo meterlo, pero sentía como su interior era muy húmedo, caliente y como sus músculos de la vagina se contraían ¡la borrega gemía dulcemente! Estuve acariciando por unos minutos, también lubricaba con mi saliva para que se dilatara más ese esquicito agujero; sentía como mi verga estaba muy dura y creí que era el momento justo para empezar mi malicioso plan.

Entonces me arrodille, me desabroche el pantalón, me baje el bóxer y tome mi gruesa, cabezona, venuda y peluda verga con mi mano y la dirigí hacia su picha. Sentí como el placer recorría todo mi cuerpo cuando mi glande toco su vulva, poco a poco empecé a hacer presión sobre su sexo y mi verga empezó a entrar lentamente. Sentía que llegaba al suelo, sus paredes vaginales presionaban mi pene, su interior era tan caliente y jugoso que sentía que reventaría inmediatamente.

Mis centímetros se hundían dentro de ella y ya nomas jadeaba rápidamente sacando su lengua, empecé a meter y sacar lentamente para no venirme pronto por unos 3 minutos hasta que note como su orificio se había dilatado tanto que mi verga se deslizaba sin problemas hacia su interior. También sentía como los líquidos vaginales de la borrega empapaban mi camote. Me sentía en la gloria. Después empecé a bombear rápidamente hasta escuchar el ruido que producía el aire que entraba a su coño y salía por la presión de mi herramienta. Perecía que la borrega se estaba muriendo pues respiraba exageradamente y sus ojos se perdían en la nada, eso me causaba mas calentura y seguía penetrando tan fuerte como podía, también escuchaba el ruido que se generaba por el choque de mis testículos con sus genitales. Y en una de esas embestidas, me vine, arrojándole chorros y chorros de leche dentro de su vagina. Me estuve pegado con ella hasta que mi verga se empezó a encoger y al sacarla de adentro de ella, vi como la leche escurría de su vulva.

Después me pare, me subí los bóxer, abroche el pantalón y desamarre la borrega; les eche de comer y me retire de aquel lujurioso lugar.

Desde entonces me he estado cogiendo a esa borrega 3 o 4 veces por semana cuando tengo tiempo, pues la universidad me ha tenido muy ocupado. He cogido con mas borregas y algunas perras, pero esa es otra historia!, la verdad me gustaría coger con burras y yeguas pero no se ha dado la oportunidad; espero que pronto se me cumpla el deseo.

Espero les haya gustado mi relato, espero sus, comentarios y sugerencias; también platicar acerca de este deseo sexual e intercambiar material. Me gustaría conocer mas acerca de este fascinante mundo de la zoofilia, si existe alguno o alguna que me pueda ayudar, pues eh hora buena tíos!

Casa Zoofilia en Lima Peru

Lo que voy a contar sucedio en lima Peru hace unos dias (julio 2007)

Luego de fantasear mucho ponr internet y haber comprendido lo agradable que puede llegar a ser la zoofilia, descubri investigando por internet un lugar donde se podian hacer reuniones privadas. Quedaba en Jesus Maria, cerca de galerias brasil. Un lugar muy privado sin letrero que se podia alquilar.

Me entere de un pequeño grupito de 5 personas que se reunia periodicamnte a tener encuentros zoofilicos con sus mascotas.

La mayoria gente open mind, bisexual que llevaba a un par de perros muy bien cuidados a tener relaciones sexuales.

Tuve la oportunidad de participar como observador y “casi participante”, pero esto es otra historia.

Cuando conoci a estas personas me parecio increible que sean gente tan buena onda que uno ni se imaginaria que tienen sexo con sus perros. Entre ellos una doctora cirujana rubia muy linda, una turista de belgica, una pareja de chicos de 21 y 23 años, y una morenita preciosa que era muy viciosa con el sexo.

Mi participacion se limito a masturbar a los animales, dejarme tocar por todos y ayudarlos a correrse. Pero la calentura que tenia parecia una fiebre, me temblaba todo de los nervios.

Perdonen si mi historia no esta tan bien narrada como la de los demas, pero esto me paso de verdad.

Esta gente con la que me reuni eran en su mayoria gente que viajaba y ahora que no estan mas me quedo la idea, la calentura y las ganas de seguir reuniendome con un grupito de gente caleta, en secreto y anonimo pra llevar a cabo nuestras fantasias.

Ahora todo esta medio borroso en mi mente, pero ese dia terminamos todos cansados, llenos de orgasmos y adoloridos de tanto placer que no cabia en nuestros cuerpos. La leche de los perros y ayudar a una chica a quedar abotonada fueron nuestro trofeo.

Pagando un favor a un lindo perro callejero

Y entendi porfin, lo que desde el principio me trataba de decir… el queria que me pusiera a su dispocion para que tener sexo conmigo. Y la primera reaccion que tue, fue levantarme y quitarmelo de encima, ahi parada y desnuda, estaba realmente sorprendida de las cosas que habia hecho ese animalito, seguramente alguien ya le habia enseñado esos trucos.

La historia que les cuento, me pasa hace un par de años atras, mi nombre es jessica, tengo 25 años, soy peruana, mido 1.55, delgada, cabello largo, ojos pardos.

Bueno les paso a contar mi historia, espero que les guste. Fue una noche como cualquier otro, yo salia de mi trabajo un poco mas temprano que de costumbre, pero a diferencia de cualquier dia que yo me dirigia directamente a mi casa, estabes decidi bajarme 7 cuadras antes de llegar a mi casa, el motivo una feria que por ahi habia, eso para comprarme unos chicharrones que hace tiempo antojaba, y bueno tanbien para distraerte un poco viendo los juegos que habian…

Todo era normal, en eso que compre los chicharrones que tanto me antojaba, y me lista a comermelos, vi un perrito algo flaco y sucio, a simple vista parecia un perro callegero pues ni collar tenia y su apariencia daba a pensar eso, la verdad que me dio muchisma lastima, ahi viendome con esos ojitos tiernos, mientras yo me comia los chicharrones. Se notaba que estaba hambiento porque me miraba como pidiendome que le diera un perqueño trozo del chicharon que yo comia. La verdad, que yo no me pude resistir a comvidarle.

El perrito estaba muy contento, lo note porque no dejaba de mover la cola de alegria, que no me resisti a comprar otro plato para seguirle convidando, asi estube un rato hasta que se hiso un poco mas tarde, y ya era hora de retirarme ami casa a descansar, ademas estaba un poco lejos de mi casa.

Me despedi del perrito que al verme no dejaba de mover su colita, la verdad que tambien estaba contenta por mi buena accion del dia, cuando ya me dispuse a irme note que el animalito me seguia unos cuantos metros, yo solo en ese momento sonria… cuando de pronto el venderor de chicharones lo llamo, para que no me siguera dandole otro trozo de carne… asi me fui alejando de la feria…

al llegar a la 4 cuadra note, que todo oscuro, de esta cuadra en adelante, no me explicaba que habia pasado…. pero tenia que seguir caminado para llegar a mi casa, no habia otra cosa que hacer…

Asi llege a la 5 cuadra, cuando de pronto se me presentan dos tipos a mi frente, y si sin decirme nada uno de ellos me sujeto de un brazo y me tapo de la boca, yo me suste tremendamente, porque ya sabia que esos dos tipos no tenia buenas inteciones con migo..

Quise gritar, no podia…. solo a uno de ellos le escuche decir… cuidado con ese perro!! era el perrito que le habia dado de comer momentos atras, seguramente me habia estado sigiendo sin que yo me dira cuenta, solo al guirar la cabeza lo puede ver, era el y se veia muy fuioso, y esos dos tipos tambien lo notaron porque de imediato me soltaron y con mucha cautela se fueron alejando, hasta que no los vi ya en la oscuridad.

Me dio muchisima alegria volverlo a ver, y a el tambien le dio alegria verme porque no dejaba de mover su cola, se arrodille y le di un abrazo, estabes yo estaba muy agradecida de tan lindo gesto de ese animalito, me habia salbado de esos dos tipos…

Luego me puse de pie y tome aire porque todavia seguia nerviosa, y me dirigi ami casa, estabes el perrito me siguio de cerca, acompañandome y yo me sentia muy segura a su lado, asi llegamos ami casa yo dejandolo entrar, porque queria darle de comer algo, se lo merecia de premio por lo habia echo..

Luego me dirigi a la cocina y le prepare un imenso plato de comida, se lo di y el feliz se quedo comiendo y yo aprobeche para irme a dar un baño antes de dormir…

Me quite toda la ropa, y cuando me disponia a entrar al la ducha, el perrito entro al baño, al principio como que eso me sorprendio un poco, nunca nadie antes me habia visto asi desnuda antes, pero me puse a pensar que era solo un perro y no tenia nada de que preocuparme…

El se me acerco alegre, y seguramente agradecico por comida le habia dado… yo tambien me acerque a el, y con una mano le acaricie la cabeza, hasta ese instante todo era normal… hasta que de pronto el hiso un movimento que a mi nunca se me hubiese pasado por la cabeza, se acerco su cabeza directamente hacia mi vagina y comenso a meterme su lengua dentro…

Al principio me quede helada por esa reaccion…y me sorprendio mucho, quise alejarlo pero el se empesinaba en seguirlo haciendo, y yo comense a sentir una bonita sensacion, ya que despues de intentar alejarlo un par de veces no hubo una tercera ya que me estaba agradando lo que el perro estaba haciendo y lo deje que prosiguiera…

Realmente lo hacia tan bien, que hasta parecia que no era la primera vez que lo estubiera haciendo… me sente y abri bien las piernas para que el siguiera haciendo, era fabulosa la sensacion que estaba sintiendo en ese momento que no pense en ningun momento que lo que hacia yo estaba mal.

Asi estubo un buen rato, hasta que de pronto el perrito hiso otra cosa que me sorprendio mucho…. paro de lamerme la vagina y se alejo un tanto, y con movimiento algo graciosos intentaba en decirme algo… al principio no entendi y solo lo miraba… el daba unos pequeños saltos con sus patas delanteras, como que diciendome que yo fuera hacia el, al no hacerle caso yo, el me movia la cabeza de lado para luego otra vez dar unos pequeños saltos…

Al entender en parte lo que queria, me levante y lentamente me acerque a el, el solo movia la colita de felicidad… me pare frente a el, pero yo seguia sin entender nada, el solo seguia con sus pequeños saltos, pero esta con su osico apunto a mi vagina para luego apuntar al suelo… eso me dio entender que el queria que me arrodillace y al hacerlo, el movia mas la cola todavia, en es momento entendi lo que el me estaba tratando de decir, la verdad que eso me sorprendia mucho, que un animal se estubiese comunicando de una dorma con migo… pero la sorpresa mayor fue que al estar arrodillada el perrito se fue atras mio y se subio en mi espalda…

Y entendi porfin, lo que desde el principio me trataba de decir… el queria que me pusiera a su dispocion para que tubiera sexo con migo, y la primera reaccion que tube, fue levantarme y quitarmelo de ensima, ahi parada y desnuda, estaba realmente sorprendida de las cosas que habia echo ese animalito, seguramente alguien ya le habia enseñado esos trucos.

Asi estube un buen rato viendo como el seguia insistiendo que yo me arrodillase y le dira sexo, al verlo me dio mucha ternura y la verdad me sentia agradecisa por salvarme de eso dos tipos y sin pensarlo, hice caso a sus peticiones y me arrodille, cuando lo hice el denuevo se fue hacia mi espalda y se subio ensima mio, aciendo unos movimientos coitales.

Yo sin pensarlo mucho denuevo me puse en cuatro dandole mi colita, y el no duro mucho en incertarme el pene en mi vajita, se veia que ese perrito sabia muy bien lo que hacia, pues comenso ha amoverce dentro mio, de una forma rapida pero al mismo tiempo trataba de no hacerme daño…

Fue un momento maravilloso, nunca pense que un animal me pudiera dar tanto placer como en ese momento lo estaba sintiendo, tube par de orgasmos fulminantes, antes que el termira dentro mio, quedandome abotonada a el… la persona que le enseño lo hiso muy bien, ese perro estaba echo para el sexo… asi estubimos unos 15 minutos pegados, hasta de un jalon el pene del perrito salio de mi vagina, y los chorros de semen comensaron a salir en abundancia de entre mis piernas, yo me quede ahi echada y contenta del mejor sexo que haya tenido hasta el momento.

El estaba echado a un costado limpiadoce el pene de los restos de semen que tenia, al verlo me dirigi en cuatro patas a el y de agradecimiento de maravilloso momento que me dio, agarre su pene y me lo meti en mi boca limpiandosela yo, para suego abrazardo y darle un beso y quedarme dormida a su lado…

Cuando desperte, pense que todo habia sido un sueño, pero al verlo ahi junto mio, supe que todo fue real, eso me alegro mucho, porque encontrarse un animal asi, tan inteligente, no le pasa a cualquiera… ahora solo tengo que tener cuidado que la verdadera dueña del perrito pudiera aparecer y me lo quite… pues desde ya al perrito no le faltara nunca comida, casa y menos sexo con su perrita que soy yo, asi no extrañara la calle y nadie me lo podra quitar nunca.

espero sus comentarios,

Jugando con picolin

Bueno picolin es el perro de mis vecinos es un perro pequeño realmente, pero despues de mi experiencia anterior no me importaba que clase de perro sea necesitaba jugar con uno.

Un dia por cosas de la vida mis vecinos me pidieron que cuide de su perro ya que saldrian de vacaciones, yo acepte sin pensarlo dos veces, era mi gran oportunidad.

La tarde la pase tranquilo pero la noche era mi momento, y para aumentar mi suerte ese perro estaba alunado, realmente era un hombre afortunado.

si que entre a mi cuarto me saque la ropa y subi al perro a la cama, me fijaba mucho en su pene que estaba erecto y que brotaba esa puntita rosada que tanto me gusta, enseguida comence a acariciarlo, rascarle la barriguita asi que el se acosto, sin esperar mas comence a pelar ese pedazo de carne rosado, que aunque no era muy grande a mi me bastaba, estaba ya mojado, parecia disfrutar lo que le estaba haciendo, lo vi un poco jadeante y decidi gozar de una buena lamida, tome mi pene me masturbe un rato, mientras lo masturbaba a el, luego acerque mi pene a su hocico el lo olfateo.

y enseguida comenzo a lamerlo y yo seguia tocando su calida picha, no aguante mas y tome un poco de vaselina y la unte en mi ano, estaba preparado para ser penetrado, y como es un perro pequeño no habia mejor posicion que la que ya habiamos adoptado, el sobre mi, solamente debia levantar un poco mis piernas para que el lo meta sin problemas, asi que tome su pene y lo puse en mi ano enseguida comenzo a empujar, pero sin poderlo meter, pero en el momento en que recogi mis piernas hacia mi un poco mas, parece mi ano estuvo en la posicion adecuada y entro con mucha facilidad pues su pene no era demasiado grande, mas corto que el mio y mucho mas fino.

Pero eso empezo a cambiar mientras lo metia y sacaba esa cosa empezo a engrosarse y me daba cada vez con mas fuerza, en ese momento me asuste y lo aleje de mi pero para que mi amigo no este triste, hice algo que nunca pense que haria.

Lo acaricie volvio a acostarse, pele su pene un par de veces y luego al verlo tan jugoso me decidi a mamarlo, no podia parar era riquisimo, esa cos de rojita se puso como morada y de repente una gran deslechada en mi cara parecia que habia un litro, no me atrebi a beberla pero el lo hizo por mi.

Disfrute varias veces de la misma formula sin dejar que eyacule dentro mio. Realmente eso fue una experiencia inolvidable, pero ahora me pregunto como sera hacercelo a una perra.

chery el nuevo perro del vecino

Hace unos dias mi vecino que colinda con la parte trasera de mi patio se compro un gran perro blanco, es hermoso, mi jack todo el dia le ladra a traves del cerco pero en buena onda por que los he visto olfatearse y lengüetearse sin intentar morderse, incluso he ido atras a hacerle cariño y es muy tierno.

Los dias han pasado y el pensamiento de ser poseida por el me vulva loca, una noche tuve un sueño con este perro que me desperto como a las 3 de la mañana toda mojada en mi cama, mi entre pierna estaba mojada sentia como mis jugos salian de mis labios. Me levante y fui a mi cocina a tomar agua, pero seguia con esa idea, me puse mi bata y fui a mi patio.

Jack y sombra fueron conmigo hasta el cerco y ahi estaba el, como si supiera que yo iba a ir a verlo, jack me olfateaba mi culito y sombra mi vagina mientras yo entre la abertura de las tablas metia mi mano buscando alguna respuesta por su parte, sentia como su lengua jugaba con mi mano, pase mi otra mano entre las tablas asi acariciando su cabeza y lomo mientras los mios me lengüeteaban todo mi cuerpo, mi bata se abrio dejando mis pechos al descubierto y jack metia su lengua en mi culito, esto me ponia calientisima, estire mi brazo lo mas que pude para alcanzar su miembro, para ver si me dejaba tocarselo, sombra me lengüeteaba las piernas, entre mis caricias el perro de mi vecino se acomodo pegado al cerco dejando su pene a mi alcance, estaba muy caliente y deseosa, le tome su cabeza con mi mano y acerque mi otra mano a su pene.

Lo acaricie muy suavemente para ver su reaccion, no se movio ni gruño en eso que lo tome todo en mi mano siento un gran empujon que me tumbo contra el cerco, mi cara apoyada contra las tablas y jack encima mio el muy bribon queria metermelo, me arrodille en el pasto dejando mi colita al descubierto mientras que con una mano me apoyaba en el cerco y la otra acariciaba al perro de al lado, jack encima clavaba sin poder acertarme por la posicion que tome, segui masturbandolo hasta ver como su pene crecia en mi mano y jack seguia moviendose sobre mi, cuando vi que su pene estaba totalmente afuera de su forro y su bulbo tambien trate de acercarlo pero solo la puntita pude pasar a traves del cerco, le di unos besitos y el perro comenzo sus movimientos coitales, soltando su jugo preseminal hacia mi boca mientras sombra metia su lengua en mi cara, todo esto me tenia muy caliente, lo deje y me puse con mi cola bien paradita mientras apoyaba mi cabeza en el pasto, mmmmm exclame cuando senti el pene de jack entrando en mi vagina, queria sentirlo todo dentro mio, estaba convertida en una perra cualquiera, cogiendo en la oscuridad de la noche sobre el pasto.

Entre mi poca cordura me imagine que alguien podia verme pero los arboles tapaban todo, mientras jack me lo metia todo mi gozo era maximo mis orgasmos venian uno tras otro y el perro de al lado comenzo a ladrar eso me dejo preocupada por que se podia levantar mi vecino que debo comentar no esta nada de mal, trate de sacarme a jack pero sus manos me tenian cogida de la cintura, me puse muy nerviosa, sentia como jack empujaba y yo queria salirme, le ordene que se baje peor no me hizo caso siguio metiendolo, en eso una luz se prende en la casa de mi vecino que alumbro todo su patio, ya en panico me tire al piso logrando desprenderme de jack y me escondi tras un arbusto mirando que pasaba.

Mi vecino en pantalon corto se acerco a su perro el cual estaba parado sobre el cerco en dos patas, ladrandome, mi vecino se acerco al cerco y miro sobre el para saber que tenia loco a su perro, mi patio estaba muy oscuro como para que el me vea, me fui gateando hasta la casa y prendi la luz del patio como si fuera a ver que pasaba, en eso escucho a mi vecino decir, vecina por aqui al fondo, mire haciendome la que no sabia nada, que pasa vecino le dije, parece que algo altero a mi perro ya que hace un rato no para de ladrar, ha visto alguien dijo el, no le respondi pensando que si el supiera lo que yo habia hecho hace unos minutos con mi perro y que mi calentura me habia llevado a masturbar a su perro, en eso me fijo en el pene de su perro y todavia estaba fuera de su forro, eso me puso muy nerviosa, asi que para cambiar el tema le pregunte como te llamas, Roberto dijo en una voz grave, y tu me pregunto, soy chery mucho gusto. Perdona si mi Zeus te desperto pero el no acostumbra a hacer esto, en todo caso me alegro que lo haya hecho por que tuve la oportunidad de conocerla, dijo el en voz sensual, vive solo le pregunte, si contesto.

Despues de preguntarle eso me dio vergüenza por demostrar ese interes en saber si estaba solo o no, bueno vecino me voy a acostar mañana hay que trabajar fue un gusto conocerlo, igual dijo el pero por favor no me trates de UD llamame Roberto y que tengas una grata noche, chao, me fui rapidamente a casa por que sentia como los jugos de jack corrian por mi pierna, que calentura y que vergüenza que el me viera asi.

Pasaron cerca de 4 dias y todas las tardes sentia como los perros ladraban, curiosa fui a ver y me encuentro que todos incluido Zeus estaban haciendo un hoyo debajo del cerco, muy tonta lo tape con la misma tierra pensando que esto bastaria luego entre a casa y me servi un cafe en la cocina, me sente en la mesa y me puse a pensar en la otra noche, y me reia sola, pero bueno ya habia pasado y el pobre jack se habia quedado con las ganitas, en eso los miro por la ventana y ahi estaban de nuevo haciendo el hoyo, pero esta vez pensandolo bien los deje ya que si el hoyo era suficientemente grande Zeus podria pasar a mi patio, los segui mirando para ver si Zeus pasaba pero no fue asi, al dia siguiente al llegar del trabajo me di cuenta de que en mi patio ya no eran dos sino tres perros.

Zeus estaba ahi, despues de mi ducha fui a la cocina para ver por la ventana y ya no estaba, me puse el pantalon sin mi calzon y una polera fui a ver que habia pasado y Zeus estaba en su patio y el hoyo aun estaba ahi, volvi a casa pensando en Zeus y las ganas que le tenia, me acoste como a las 11 de la noche totalmente desnuda por el calor, no podia quedarme dormida me daba vueltas y vueltas en la cama, me levante fui a la cocina como buscando a ver si Zeus estaba en mi patio o no, me servi un vaso de bebida pero el muy desgraciado nada, al otro dia llegue del trabajo y ahi estaba jugando con sombra y jack, Sali al patio a saludarlos y como si me conociera de toda la vida me saltaba alrededor y en eso mi vecino chery disculpa a Zeus pero hizo un hoyo y paso a tu patio, no te preocupes no me molesta me gustan mucho los perros, asi que dejalo asi tambien aprovecha a jugar con los mios. Nos despedimos y entre a casa esperando que no llame a Zeus, miraba por la ventana y no Zeus se quedo en casa, fui a la ducha pero no me duche queria estar lo mas natural para ver si Zeus se animaba a hacerme algo, una vez que oscurecio fui a la puerta del patio y los llame los tres corrieron a casa pero Zeus quedo en mi puerta, ven Zeus, entra perrito lindo, me costo pero entro les di de comer en la cocina y me saque el calzon por debajo de mi falda mientras me sentaba en la silla, terminaron de tragar y se lo di a olfatear, Zeus lo olfateo y lo lamio, eso me excito mucho, abri mis piernas subiendo un poco mi falda y lo llame, pero no me hizo caso, en eso sombra se me acerca para lamerme, lo deje queria sentir rico, queria darle rienda suelta a mi lujuria.

Sentia como su lengua me acariciaba toda mi vulva, tire mi cabeza hacia atras y lo deje lengüetearmela, mmmm rico, eso se siente rico papito, con mi cabeza atras, cerre mis ojos y lo deje hacerme acabar, su lengua recorria toda mi vagina, haciendo estremecer mi cuerpo, el deseo me volvia loca, senti como mi orgasmo venia, dos tres lengüetazos mas y un pequeño grito ahogado salio de mi boca, rico dije, me pase mi mano por mi vagina tocandome mi clitoris erecto y esparciendo mis jugos por toda mi vulva, mis dedos todos mojados se los di a probar a Zeus y este los lamio y lo llame, se acerco muy timidamente pero no habia caso que me lengüeteara. asi que me acerque a el y comence a hacerle cariño por su cuerpo y cabeza buscando de vez en cuando acariciar su pene, hasta que me dejo tocarselo y masturbarlo a mi gusto, corria su forro hacia a tras y adelante buscando locamente que su pene saliera en todo su esplendor, queria probar ese pene nuevo, mientras lo acariciaba en su cabeza con mi otra mano me lo lleve a mi boca, le di unos besos y me dejo, lo introduje en mi boca y comence a succionarlo suavemente.

Zeus empezo a moverse como copulando en mi boca, rico Zeus le dije te gusta que te lo mame, mientras volvia a metermelo en la boca, eso me excita mucho, mis jugos mojaban toda mi vagina, queria tenerlo, queria ser suya, me pare y cerre la puerta del patio y lo lleve a la sala, me saque la ropa, y me tendi en el piso para seguir chupando su pene, tan grande como el de jack, mientras yo mamaba sombra me lengüeteaba por todas partes, ya mi calentura era tal que me puse en cuatro dandole todo mi culito a Zeus, lo llame ven sube amor y hazme tuya, metemelo ven le dije, pero no entendia nada, se lamia su pene y jack se monto sobre mi y a la primera envestida me clavo todo su pene en mi vagina, dame papito le dije, con sus manos me apretaba fuertemente contra su pene que con cada bombeada crecia mas dentro de mi vagina, sentia tan rico como la excitacion provocaba que su pene creciera dentro mio, ese desenfreno animal de penetrar a una velocidad extraordinaria, y esas manos que te abrazan la cintura empujando cada vez mas fuerte, metiendolo completo dentro de su perra humana.

Yo jadeaba de placer cuando senti una lengua en mi vientre, era Zeus que estaba participando, metiendo su hocico por debajo de mi vientre entre mis piernas, lamiendo todos los jugos que caian de mi vagina, eso me puso loca explotando en un orgasmo fabuloso, sentia que mi alma abandonaba mi cuerpo, y en eso jack me metio su bulbo aforrandose con todas sus fuerzas en mi vagina, grite de placer, y al sentir su semen caliente dandome una ducha de placer y sensaciones, quedamos tranquilos unos minuto mientras Zeus seguia lamiendo mi clitoris, jack se bajo y llame a Zeus pero este no entendia, me sente en el sillon y lo traje hacia mi, poniendo su culo contra mi vagina y tome su pene en mis manos y lo introduje en mi, lo senti mas grande que el de jack, sentia como comprimia mis paredes y labios, con mi mano lo metia y sacaba de mi vagina, me tenia loca queria sentir toda su leche, me lo saque y lo llame, este se subio entre mis piernas dandome unas buenas lengüeteadas en mi cara, con mi mano lo puse dentro mio, y hay comenzo el placer, Zeus me estaba montando por primera vez, este trataba de tomarme la cintura pero el sillon no lo dejaba, y se bajo de mi, mi puse a cuatro patas y de una mano lo subi arriba, apoyando mi cabeza en el sillon y con mi otra mano me lo puse dentro, lo deje solo sin soltarle su mano, el bombeaba muy rapido.

Todo su miembro estaba fuera de su forro y yo deseosa de sentirlo dentro, me eche para atras y apoye mi cabeza en el piso dejando una mejor posicion para que su pene entre todo, y de un gran empujon me lo metio todo, senti como su bulbo me rasgaba mi vagina, expandiendola toda, un pequeño dolor senti pero entre el semen de jack, mis jugos y el jugo preseminal de Zeus lograron que mi deseo sea mayor que el dolor, Zeus empujaba dentro y yo hacia el, los dos tomamos un ritmo rapido provocando que yo acabe, mientras el seguia dandome, su pene comprimia mi utero provocandome otro orgasmo, gritaba como perra en celo, el sudor corria por mi frente, el gozo era tal que cerre mis ojos, las fuerzas de sus embestidas golpeaban mi cara contra el piso y mis gemidos hacia eco en la sala

Explote en un nuevo orgasmo cuando senti toda su leche caliente dentro de mi vagina, me comprimio con su manos, sentia como su pene palpitaba dandome en cada latido mas leche, estaba exhausta, acabe una vez mas cuando Zeus se bajo de mi y quedamos poto con poto, mmmm estabamos abotonados, el tamaño de su bulbo era enorme no como el de jack, estuvimos una eternidad pegados, me sentia en las nubes, cuando senti que su bulbo disminuya el tiro con fuerzas, provocandome un dolor rico, al fin salio y toda la leche cayo al piso mojando mis piernas y chorreaba por mi vientre hasta mojar mis senos, fue una locura, CAI rendida a l piso cuando en eso escucho a mi vecino llamar a su perro, velozmente saque a Zeus al patio, el cual corrio donde Roberto.

Cerre la puerta y me deje caer en la ceramica de la cocina, sentada ahi totalmente desnuda y toda mojada de semen animal, me sentia una verdadera perra, en eso llega sombra a mi lado, me olfateo y me lengüeteo los pechos llenos de semen, mi vientre y se hecho para llegar a mi vagina, sentia como su lengua buscaba meterse en mi hoyito, se sentia muy rico, me deje lamer un rato, el rose de su lengua aspera en mi clitoris provoco que un nuevo orgasmo llegara a apoderarse de mi, suspiraba, jadeaba y me estremecia como nunca antes, los deseos de tenerlo me invadian, queria ser una vez mas la perra de sombra, nos fuimos a la sala y lo acoste en el piso, me sente sobre el tomando su pene en mi mano e introduciendolo muy lentamente en mi vagina muy dilatada, apoye mis rodillas en el suelo y me incline hacia delante, dejando en muy buena posicion su pene en mi interior, comence lentamente a mover mi cintura provocando que su pene haga presion contra las paredes de mi vagina, mi culito subia y bajaba, el deseo me tenia poseida, estaba cogiendo a mi perro como si fuera un ser humano, lo sentia muy rico, como llenaba todo mi interior

En momentos sentia que lo llegaba a tener dentro de mi estomago, un gran espasmo sacudio mi cuerpo logrando que mi vagina explotara en un extasis de jugos, mi orgasmo soltaba jugos como nunca antes, sentia como mi vagina palpitaba, deseosa de sentir todo su bulbo me puse a cuatro dejando que sombra me monte, rapidamente sombra me monto metiendo todo su bulbo y comprimiendo mi jugosa vagina, mis gemidos iban y venian, mi cuerpo queria sentirlo acabar, yo queria acabar igual, en una embestida senti que mi sombra me partia fue violenta y fuerte, sus piernas golpearon duramente mi colita y un violento chorro de semen me inundo, apagando ese fuego interno que me comia, aaaaaah dije ya exhausta y tirada en el suelo, no queria mas guerra, mi cuerpo estaba satisfecho y mis deseos colmados.

No se cuanto rato habre estado tirada ahi pero fue harto, jack me lamia la cara y yo no reaccionaba, me puse a gatear rumbo a la puerta de la cocina mientras jack queria montarme de nuevo, logre abrir la puerta para dejarlos salir y nuevamente a gatas me fui a la ducha, me tire en el suelo y deje que el agua cayera sobre mi cuerpo.

Espero que esta calentura la disfruten como yo.

Chery.oral@hotmail.com

El callejon

Hola amigas y amigos, soy chery la chilenita zoofilica. Quiero contarles lo que me paso un sabado cualquiera hace mas o menos un año y algo.

Nos preparamos con mis amigas para ir a bailar al Pub que queda cerca de mi casa como a 7 cuadras. Me puse un vestidito azul cortito, con un buen escote por delante y de espalda abierta, me coloque mis calzones predilectos para salir que son solamente una tirita que se mete en mi culito.

Como queda cerca nos quedamos en juntarnos alla y me fui caminando, dentro del Pub. encontramos una mesa y nos pusimos a conversar y tomar unos traguitos, varios chicos me sacaron a bailar y cerca de las 4 de la madrugada ya me sentia un poquito mareada asi que decidi irme sin avisarle a las chicas por que sino ella me hubiesen acompañado hasta casa y les habria arruinado su noche.

Como pude me fui, Sali del Pub, llegue a la esquina y doble en direccion a mi casa a mitad de cuadra hay un callejon al cual da la puerta de escape del Pub y dentro del callejon habian 3 perros cojiendose a una perrita.

Eso me excito y me meti en el callejon a verlos, me sente en los peldaños de la escalera y mientras los miraba me acariciaba mi vagina. Un gran perro blanco se la estaba comiendo a una perrita que era la mitad de tamaño que el, los otros dos aguardaban, me saque mi calzoncito el cual estaba bien metido en mi culito, lo deje a un costado y mis deditos jugaban muy rico con mi clitoris, estaba mojada y deseaba tener un pene en mi interior.

Al cabo de unos minutos uno de los perros, una mezcla de razas se me acerco olfateando el aire, saque mis mano y se la di a olfatear, el bribon la olfateo y me la lamio, eso provoco en mi un deseo enorme de ser poseida por el ahi en el callejon donde el solo pensar que alguien me pudiera pillar me ponia calientisima,, me subi lo poco de vestido que cubria mis piernas y las abri bien para dejarlo lamer si el quisiera.

En eso se acerca otro perro chiquito como un pitbull el cual se puso a olfatearme entre las piernas, deseaba que ellos me la lamieran toda, con mis manos me acariciaba mis pechos estaba loca de ganas y con algo de alcohol en mis cuerpo, el chiquito metio su hocico den mi vagina comenzando a lamerla, era rico sentirlo, mis deseo eran extremos en ese momento, me recline para dejar mi espalda apoyada en la pared con las piernas abiertas y mis nalgas apoyadas en el cemento, mientras chiquito me lamia, mmm su lengua mas chica que la de los mios entraba en mi vagina dandome oleadas de placer y deseo.

Al cabo de unos 3 o 4 minuto la perra que hay en mi salio, me puse en cuatro y le di todo mi hermoso culito en su cara, estaba tan caliente que por debajo de mi meti mis deditos en mi vagina, su lengua y mis dedos me estaban llevando al primer orgasmo callejero de mi vida, toda esa escena mas la sensacion de ser descubierta haciendo algo asi me hicieron acabar como loca, mis jugos se mezclaban con su baba en mis labios, queria ser montada pero el grande estaba abotonado con la perra y el otro daba vueltas alrededor mio mientras el chiquito me lengüeteada mi vagina mojada.

Me pare di la vuelta y aproveche el escalon mi culito apuntaba hacia la puerta mientras mis piernas apoyaban contra el peldaño, chiquito siguio mi colita, metio otra vez su hocico pero ninguna intencion de subirse, lo llamaba pero nada, mientras me volvia a para el grande solto a la perra y con mi calzon me acerque a ella se lo pase en su concha llena de jugos y semen y me lo puse, senti como la tirita se me metia entre mis nalgas, la saque a un costado y me fui acercando al chiquitin me puse otra vez en el piso y le di todo mi culito en su cara el olfateo y se volvio loco.

Se subio en mi culito pero no alcanzaba y estaba cogiendo el aire, me incline un poco hacia atras y senti su pene golpear mis gluteos en eso el perro que estuvo con la perra aun con su pene colgando se acerco le gruño al chiquitin y me lengüeteo toda mi vagina hasta llegar a mi ano, en eso lo senti cuando dejo caer su peso sobre mis caderas rompiendo mi vestido su pene me golpeaba duro el cachetito , me movi hacia donde lo sentia y ahora golpeaba mi vagina hasta llegar a mi ano, sin poder hacer bingo, yo lo deseaba, queria ser penetrada por cualquiera de ellos.

Trate de tomarlo en mi mano pero cada vez que lo hacia me gruñia eso me asusto mucho, quise salirme pero me tenia tomada de las caderas muy fuertemente, en eso senti como la punta abrio mis labios y entro, un pequeño grito salio de mi y el desgraciado comenzo a darme como loco, su pene termino de ponerse duro dentro mio, su bulbo penetro mis labios dandome un rico orgasmo, cada clavada sentia como su bulbo entraba mas en mi mas alla de lo que jack nunca me lo metio, un dolor rasgante se apodero de mi, sentia que su pene golpeaba fuertemente mi utero, cada arremetida era colosal, me estaba poseyendo un callejero, sentia como su baba caia en mi espalda y su pene hinchado daba gozo a mi ser, queria gritar de gusto pero gente pasaba por la entrada del callejon y yo dejaba que el mi hiciera suya.

Fue un frenesi histerico el empujaba y yo retrocedia para sentirlo todo dentro mio, dos o tres movimientos mas y otro orgasmo me inundaba, sentia como me estremecia mientras el continuaba dandome muy rapidamente, mis gritos ahogados se apoderaban de mi, no alcance a terminar de acabar cuando senti como otro orgasmo me volvia loca, vamos carbron le dije para que me matas, y en eso su semen caliente golpeo mi utero inundandome toda, mis tiritones eran incontrolables me tenia al borde de perder el conocimiento, ya estaba cansada, no tenia fuerzas.

El desgraciado se bajo de mi quedando poto con poto y me arrastro por el suelo su bulbo firmemente dentro mio no dejaba que nos separaramos, me tome de la barandilla por temor a que me arrastre a la calle, eso fueron minutos eternos hasta que su bulbo se deshincho y salio dejando que un mar de semen corriera por mis piernas, volvi al peldaño y chiquitin volvio a mi entre pierna, lo deje lamer para asi limpiarme todo ese caliente semen que me tenia toda sucia, mi vestido destruido, su lengüita daba ricas lamidas, me reclino contra la pared y el se subio encima y daba cogidas al aire, pobrecito pense, me dio pena, le tome su pene firmemente y lo deje que siga cogiendo, jadeaba mientras golpeaba fuertemente mi mano, su bulbo estaba bien hinchadito, lo baje del peldaño y lo deje que entrara en mi vagina, mmmm que ricas arremetidas, dame dame chiquitin le dije hoy no te quedaras con las ganas y me daras placer.

Chiquitito pero empeñoso logro sacarme dos orgasmo rapidamente y su bulbo golpeaba mis labios pero no alcanzaba a entrar, era rico sentirlo dentro, sus movimientos mas rapidos que el grande me hacian sentir muy bien su pene entraba y salia de mi vagina, dandome mucho placer, en eso se quedo tranquilo y comenzo a llenarme de semen, calientito, mojandome toda, lo acerque mas a mi para no dejarlo salir hasta sacarle hasta la ultima gotita de su leche, trate de apretarlo lo mas que mis fuerzas me dejaran y senti como en cada palpitacion su semen entraba en mi, rico le dije dame toda tu lechecita, senti tan rico como acababa dentro mio que no queria que terminara lo senti muy pero muy rico.

Ya terminado esto trate de arreglarme un poquito pero mi vestido roto mis piernas y muslos todos sucios me senti morir, era la primera ves que una calentura me llevaba a perder el control de mi ser. Sali corriendo del callejon rumbo a casa, en el camino estando a dos cuadras una pareja penso que me habian atacado, me decia hey necesitas ayuda, pero no conteste corri mas rapido hasta llegar a casa.

Una vez dentro mis perros me vinieron a saludar y me olfateaban toda, me desnude y me di una reconfortante ducha y luego a la cama estaba muerta. En la mañana me levante me puse una bata y Sali a buscar el diario a la puerta y grande fue mi sorpresa cuando veo en el ante jardin al chiquitin, estaba ahi sentado mirandome y moviendo su colita, entre a casa y le servi leche y un poco de alimento los lleve a la puerta y el muy contento vino a mi puerta a comer.

Ese si que es un amante persistente, jaja jaja

Chao amigos hasta la proxima