Retorno de Gaby de Inocencia perdida

Hola ya estoy de vuelta soy Gaby la autora intelectual de los relatos Inocencia perdida y la de mi Primer anal., Quiero compartirles mis siguientes anecdotas de mi vida personal, despues de mi primera vez con Juanito y luego el haber conocido a dos hombres maravillos que me an llevado a la cuspide del placer. ME REfiero a mi tio hermano de mi padre y ami profesor de mi academia donde me encuentro actualmente realizando mis estudios como abogada en derecho., Bueno despues de ellos e tenido muchas mas aventurillas ocacionales con diferentes hombres., Realmente desde que probe las delicias del miembro masculino me volvi una adicta a eso, No se si sea normal pero yo no puedo vivir por mucho tiempo sin tener entre mis piernas un pene no me importa el tamaño pero si que me haga vibrar, perder la cordura un verdadero macho que me haga gritar aullar de placer., mi fama de ser una chica muy liberal se extingio como polvora en la universidad a menudo recibo invitaciones de varios chicos para salir con ellos., las llamadas telefonicas de hombres de diferentes edades me sobran ya que mi numero se a hido pasando de mano en mano para salir con ellos., en absolucto no tengo ninguna necesidad financiera pero e recibido muy buenos ingresos y regalos gracias a mi oficio de ser una chica umm si se puede decir prepago…. Si en eso me convertido a mis 18 años de edad., NO lo hago por dinero lo hago realmente porque me encanta sentir la emocion y la ADRENALINA de probar algo nuevo de solo imajinar cuando voy en camino a ver un nuevo cliente me transporta a un mundo lleno de bellas y calientes fantasias., hay quienes me piden que lleve mi traje de colegiala, o el de una secretaria ejecutiva o enfermera para satifecer sus sucias perverciones. por otro lado sigo siendo la amante de mi tio con quien e tenido unos encuentros bestiales llenos de loca lujuria casi animal, Nuestras locuras ya se sobrepasaron los limites de la moralidad ya que me a cogido en mi propia casa aun estando mi papa., Cierto dia estaba yo en mi papa solos en su cuarto mis hermanos en la escuela y mi madre metida en la iglesia., Escuchamos el timbre repicar que bajo para ver quien era y era mi tio mi hombre, muy despasito le dije que aqui estaba papa en su cuarto, hecho un vistazo hacia el segundo piso para cerciorarse de que no estaba fuera papa, al no mirarlo de inmediato me abrazo para darme unos besotes mientras acariciaba mi panochita por encima de mi ajustado shorcito., de inmediato me puso a mil pero lo pare por temor a que papa bajara en cualquier momento, le dije que le iba ir avisar que habia llegado para visitarlo, mientras iba me encamino metiendome su tosca mano en mi culito al final me dio una tremenda nalgada que me hizo lanzar un aushh pero eso me excito aun mas., Fui avisar a papa pero al llegar lo encontre roncando con su libro en la cara, para cerciorarme de que estaba bien dormido lo movi un poquito y le quite el libro del rostro pero no lo paraban ni con grua. Sali muy despacio y baje hasta la sala donde me esperaba mi tio le indique con mi dedo en la boca que no hiciera tanto ruido y le dije despasito que estaba durmiendo., de inmediato nos entrelezamos en un apasionado beso casi queriendonos devorar., le dije. Esperame papi voy a ponerme algo lijero por si mi papa llegara a despertar., Asi que de inmediato corri a mi cuarto y me puse un vestido sin nada abajo mas que solo el vestido, al volver nos fuimos a la cocina a escondernos, alli dimos rienda suelta a nuestra pasion solo me inclino sobre el lavadero despues de lamerme completita mi colita., me mantenia bien alerta mirando hacia la puerta esperando de que no fueran a llegar mis hnos., o mi madre o si papa despertaba lo escucharia ya que su cuarto estaba arriba de nosotros., BUeno ya despues de lamerme asu antojo mis rajitas senti entre mis nalgas esa enorme cabezota explorando toda mi rajita de arriba abajo, ayyyy ya me tenia al borde de la locura ya deseaba tanto tenerla adentro de mi, sentia mi rajita dar lijeras punzadas ya casi implorando ser penetrada, cuando a fin senti entrar su glande senti tocar la msma gloria algo riquisimo me invadia al sentir cada milimitro penetrarme al fin la senti tocar las paredes de mi matriz me hizo correr como nunca tanto que parecia que estaba orinandome, las enbestidas fueron de aumento en aumento arrancandome suspiros y gemidos de placer., despues de follarme mi panochita me lo saco para penetrarme mi culito iba a gritar pero me tapo mi boca y lentamente me lo fue penetrando toodoo., senti que me abria por completo que hasta mi cadera me dolio al sentirme completamente penetrada., ya despues de un rato me dijo al oido… Ya me voy a venir amor telos voy a hechar dentro de tu culito amor.,,, Siiiii papi llenamelo de tu lechita nos deciamos muy despasitos al instante me dio tres fuertes estocadas sintiendo mis instintos ser golpeados con esa enorme cabeza fue algo rico sentir la lechita calientita topar las paredes de mi culito., la lechita corria como lava hirviendo por mis piernas de inmediato nos incorparamos para volver a la normalidad, corri a darme un baño para quitarme los indicios de esa buena cogida que me dieron en mi propia casa aun con papa en ella., Despues de vivir esa caliente experiencia., Nos gusto aun mas hacerlo de esa forma ya que te provoca un placer indiscreptible vivir la adrenalina de saber que te pueden cachar en cualquier momento., Despues de esa vez continuaron nuestras arriesgadas locuras., En ciertos momentos por los pasillos de mi casa cuando nadie nos mira nos damos nuestros calientes arrimones llegando incluso a la penetracion como cierto dia que solo estabamos mis hermanos y yo., e igual llega mi tio y como yo ya se a lo que viene de inmediato me pongo algo lijero comodo para facilitarle su labor, Esa vez despues de saludar amis hnos., todos sentados en la sala no encontraba la forma o el motivo perfecto para que me follara., le pedi a mi hno, que me ayudara con mi tarea yo ya sabia que no iba a querer pero lo hice como pretexto para que fuera mi tio para que se ofreciera como voluntario y asi fue precisamente despues de negarse mi hno., diciendome estas pendeja ese es tu pinche pedo., de inmediato salio mi Tio yo le ayudo mija a ver donde esta., en mi cuarto Tio venga de inmediato nos fuimos a mi cuarto ya una vez a dentro pongo seguro a la puerta sin perder un segundo rapido me empina sobre mi cama para follarme despues de hacermelo tan rico en diferentes posiciones ya habro la puerta para dejarla abierta como si nada hubiese pasado y dando la impresion que nada malo estamos haciendo. Bueno chicos luego les narro otras cositas ya me voy porque precismante ya viene mi tio en camino y mientras les escribo ya mi panochita esta destilando grandes cantidades de mis fluidos ya presentiendo lo que le espera en unos minutos les dejo mi email por si desean escribirme gabrielaferrer15@yahoo.com

LA TONTA

Esto sucedió allá por los años setenta, cuando entraba en mi adolescencia, digamos entre mis diez y veinte años, por lo tanto les dejo a ustedes la tarea de adivinar mi edad.

El mundo de esos años era otro mundo, nada que ver con este que hoy conocemos, no se hablaba de medio ambiente, Greenpeace podría haber sido una comida inglesa y las cuentas se hacían con lápiz y papel, no existían celulares, y los mensajes más modernos eran postales navideñas que se enviaban por servicio postal.
Las computadoras eran cosas del futuro que veíamos solo en películas, nos decían que para el año dos mil viajaríamos a la Luna de la misma manera que tomaba un bus para ir al colegio.
Wi-fi? Whatsapp? USB? Que era eso… las cosas que sonaban esos días eran USA y URSS, ó Cia y Kgb.
Facebook? Nadie lo hubiera imaginado, los mejores amigos se tenían mano a mano, en el bar de la esquina, en una tarde de familia, ó bajo un árbol tocando la guitarra y cantando todos al unísono.
Internet? para qué? si alguien necesitaba saber algo, buscaba en los libros de la biblioteca, geografía, historia, biología, ahí estaba todo, cada cosa en su lugar, y el ‘buscador’ era doña Gloria, la gorda bibliotecaria que tenía todo en su lugar.
Solo algunos pocos tenían televisor, obviamente en blanco y negro, transmitían pocas horas, noticieros, novelas, series y no mucho mas, por suerte había solo dos canales, nadie necesitaba un control remoto.

Ese era mi mundo, la educación era estricta y férrea, con los padres no se hablaba de sexo, era tabú, así que los jóvenes solo adivinábamos y aprendíamos a los golpes, por cosas que escuchábamos, ó intuíamos.
Toda mi vida tuve un defecto, fui siempre muy crédula, todo lo que me decían a mi me parecía muy normal, por eso siempre me jugaban bromas pesadas, y yo siempre caía, yo decía que era inocente, otros decían que era estúpida, si hasta mi propia madre me trató de boba cuando a los doces años le pregunté por ´Los Reyes Magos’, ya que aún le dejaba pasto y agua para los camellos… Mis amigas decían que eran los padres y se reían de mí porque en verdad pensaba que ellos dejaban los regalos, el desengaño fue grande, pero el dolor por mi ingenuidad fue mayor…

Vamos al grano, mi padre fue cuidador de caballos toda su vida, desde que tengo memoria hasta el día que falleció, vivíamos en una modesta casa en el hipódromo de la ciudad y el atendía la caballeriza donde estaban los mejores ejemplares, los equinos pura sangre, era su responsabilidad alimentarlos, limpiarlos, mantenerlos, procurar que nada les faltara, y yo crecí en ese entorno, me gustaban estos ejemplares. Siempre había querido ir a las carreras, solo para ver a los animales, pero era menor de edad y papá no me hubiera dejado, pero al menos había aprendido a montar…
Yo siempre fui muy delgadita, de pequeña estatura, en la edad de desarrollo y mi despertar sexual mis pechos eran sumamente pequeños, muchos me confundían con un chico, a mi me deprimía mucho esta situación, incluso los varones de mi edad jamás me miraban, era frustrante.
También era amiga de una joven, unos cinco años mayor que yo, pícara como ninguna, siempre me gastaba pesadas bromas, y yo siempre caía en sus trampas. No sé porque la seguía, tal vez porque no había muchas más chicas en el lugar para hacer confidencias, pero ella si tenía pechos enormes, exageradamente grandes y yo respiraba resignada cuando los chicos la observaban por la calle. Una vez, ingenuamente confesé:

– Sonia, como envidio las tetas que tienes… haría cualquier cosa por tener unas tetas así…

Sonia, rápida como la luz me agarró al vuelo, y exclamó:

– Bueno, esto no fueron gratis… hay una fórmula secreta… pero no puedo contarte nada…

Me miraba con su rostro envuelto en sonrisas, y rápidamente despertó mi curiosidad, haría lo que fuera para que me crecieran las tetas, pero ella eran hábil, y me tuvo más de un mes jugando a las adivinanzas, porque en definitiva ‘era un secreto’ y esto solo aumentaba mi intriga, hasta le suplicaba que me dijera como había hecho para tener tan linda delantera, le ofrecí dinero para que largara, pero nada.
Una noche, cuando llegó el momento me dijo:

– Si me juras que jamás le contarás nada a nadie te diré el secreto, pero debes jurarme que nadie sabrá lo que te diré!

Mis ojos se abrieron hasta casi salirse de las órbitas, al fin tendría la fórmula, le juré y re juré que nadie sabría nada de lo que me dijera

– Bueno… tienes que tomar leche de caballo…
– Si… yo todas las mañanas desayuno con leche de vaca, y tomo mucha…
– Pero que vaca ni vaca! de caballo dije! le tenéis que chupar la verga al caballo y tomarte toda la lechona!!!

Me quedé mirándola, como tratando de adivinar si era verdad ó solo otra de sus bromas, por lo que me volvió a pedir que no dijera nada, caso contrario ya no seríamos amigas.
Los días siguientes pensaba y pensaba sin saber qué hacer, cuando iba al establo miraba de reojo a los animales, en especial en esos momentos que tenían la pija grande, casi tocando el piso, el problema es que no podía consultarlo con nadie, mi madre se hubiera enfurecido y al verla tan chata como yo solía pensar ‘se ve que mamá nunca tomó leche de caballo’
Días después, me decidí a probar, sabía en qué momento los animales quedaban a solas y ese sería mi momento. Elegía a ‘Mapuche’, un hermoso pura sangre inglés, grande, todo negro, brillante, solo tenía un corte de pelos blanco entre los ojos, era uno de los mejores sino el mejor, yo razonaba que mejor calidad de animal, mejor calidad de semen, y mejor semen, mejores nutrientes…
Le puse la cabezada y amarré las riendas a uno de los postes, luego me agaché a un costado con un dejo de inseguridad, pase la mano hasta el lugar justo y comencé a sobar su pito, la bestia hacía pequeños relinchos y corcoveaba un tanto, tal vez sorprendido por mi proceder.
Poco a poco su verga creció casi hasta el suelo, no soy buena para las medidas pero era enorme, era suave al tacto y no me disgustaba.
Mientras lo pajeaba ya con ambas manos fui lavándosela, había llevado una balde con agua limpia y tenía miedo a que oliera, o a que sabiera, o agarrarme alguna enfermedad.

Esa primera vez me sentí excitada, pues aún era pequeña y virgen y sea como fuera era mi primer contacto real con algo del otro sexo, con timidez acerqué mis labios para apoyarlos con un tanto de asco, me sorprendió comprobar que sencillamente no tenía gusto a nada, pasé mi lengua entonces, nada, cuando me di cuenta no solo que lo masturbaba, también se la chupaba.
Así llegué a su glande, abrí bien la boca, era muy grande y temí lastimarlo con los dientes, pero debía asegurarme de que no escapara una gota, así que ya en posición lo masturbé con ambas manos, con paciencia, esperando el momento deseado, estaba dispuesta a beber toda su leche. Presentí el final, el animal estaba inquieto y la sentía venir como sube la lava por el interior de una montaña.

Pero mi teoría se terminó cuando el animal eyaculó, yo no sabía que iba a acabar tanto, como si de repente una bola de esperma hubiera estallado en mi boca, sencillamente era demasiado, esperaba un pequeño riachuelo, recibí una catarata…
La leche llenó mi boca en un segundo, trate de tragar, me ahogue, escupí, empecé a tose y la bestia aun seguía acabando. Tuve arcadas casi toda le leche corrió por mi cara y fue a parar a la remera que cubría mi pecho. Maldije y maldije, porque mi primera prueba había sido un fracaso, saqué mi remera presurosa, fui a la pileta a lavar mi boca y la prenda y mientras pensaba alguna excusa para meter en casa sacaba algunas conclusiones, debería mejorar mi técnica si quería mamar bien, la leche de caballo sabía muy rica, un tanto melosa pero dulzona, me había gustado, y lo más importante, hasta cuándo debería tomar? Y si me pasaba y me explotaban los pechos?

Al día siguiente repetí el procedimiento, solo que esta vez cambié de animal y como ya sabía lo que sucedería me preparé de diferente manera, sabía que tenía que tragar lo más rápido posible y así lo hice llegado el momento, tapé el orificio con la punta de mi lengua y apreté bien mis labios bordeando el glande del caballo, mejoré, pero la presión era tanta que escapaban pequeños chorros por la comisura de mis labios, se me hacía casi imposible.
Día a día fui perfeccionando mi técnica, se me hizo casi una adicción, me transformé en una chupa pija experta de caballos y tomé mas leche que nadie, realmente es exquisita, altamente recomendable.

Los días pasaban, me miraba seguido al espejo pero no notaba ningún cambio, mis tetitas seguían tan chiquitas y pasas de uva como de costumbre, no sabía qué hacer, cuando haría efecto, cuanto más debería beber, ante los pobres resultados decidí doblar la ración, una vez a la tarde y otra por la mañana. A veces, llevaba una jarra, entonces hacía acabar el equino en ella para después beberlo como un refresco, ó una chocolatata.

Seguí cuidadosamente mi rutina, pero ya sospechaba que la fórmula no funcionaba, además siempre me quedaba el temor de pescarme alguna enfermedad, había pasado demasiado tiempo y no había progresos…
Así llegó el día en que estábamos a solas con mi amiga y me animé a recriminarle:

– Sonia! Me estoy cansando de tomar leche de caballo y mira! nada de nada!

Ella me miró con la cara desencajada de espanto y asco y me recriminó:

– Qué? No me vas a decir que te lo creíste! estás mamando leche de caballo! asquerosa!!!! ja! ja! ja!

Y luego echó a reírse a carcajadas, sentí mi cara encenderse de vergüenza, como si se hubiera incendiado al quedar una vez más en evidencia mi estupidez, solo atiné a reírme con ella y contestar para zafar del aprieto

– No!!! esta vez caíste vos! Te imaginas? Chupándole la verga a un caballo!!!!

Ella convencida dijo

– Nena… ya me parecía que no podías ser tan ingenua! Además… no podrías ser tan asquerosa!!!

Esa noche lloré en la soledad de mi cuarto, otra vez había caído en una trampa, nunca aprendería, además, se habían esfumado mis sueños de grandes pechos, había una palabra llamada ‘genética’ que yo no quería aceptar.
Pero algo había cambiado en mí, la tarde siguiente fui con los caballos como de costumbre, como suele pasar uno estaba con la tripa hasta el piso, no pude sacar los ojos de ella por más que quería, me aseguré que no hubiera nadie y se la chupé en forma desesperada, se me había hecho una adicción, ya sabía que por mas leche que tomara jamás tendría tetas grandes, pero no importaba, solo quería sentir su leche caliente bajando por mi garganta…

Tenía más de veinte cuando lo hice por última vez, fue cuando perdí mi virginidad con uno de mis novios, y tuve luego varios hombres más, todos se enamoraban de la forma en que les chupaba la pija, mis garganta profundas y mi capacidad para tragar hasta la última gota de semen, claro, nunca se enteraron como había aprendido…

Eso sí, jamás me crecieron los pechos…

PAMELA
Si eres mayor de edad puedes contactarme a pbelloso69@gmail.com

con el catire mi primeras vez COJIDO

Yo con el Catire a los 9.
Todo comenzó durante unas vacasiones escolares, en ese entonces tenía 9 años, era un chico de cabello negro algo largo, era bajo, y lampiño, de piel sumamente blanca, y ojos marrón claro, mis vacaciones siempre la pase (como siempre) en casa de mi abuela, que era muy mayor, y me daba mucha libertad.

Usualmente pasaba el tiempo con mi amigo Manuel, o en la casa del Catire que en aquel entonces tenía el Nintendo 64, lo Máximo en juegos.

El Catire era ya un hombre de 30 años, de contextura muy atlética, era alto, y tenía el cabello blanco y rubio, como su barba algo salvaje, y era algo amable, siempre nos brindaba dulces, y nos dejaba usar su consola, mi amigo Manuel siempre compartía muchísimo tiempo con el, y al parecer se conocían muy bien, porque siempre se hacían gestos con comentarios enigmáticos entre ellos.

Un día estando aburrido busco a Manuel, pero no lo consigo, por ello voy a la casa del Catire, pero veo la puerta cerrada, cosa muy extraña, curioso entro por el patio trasero, y veo la puerta de atrás entrecerrada, me quito los zapatos para no hacer ruido, y me asomo al cuarto, y quedo petrificado con lo que veo, el Catire esta desnudo y embestia sin piedad a mi amigo Manuel, que estaba en 4 y que mordía su interior, el catire se movía con violencia, y castigaba las nalgas de Manuel sin piedad, Manuel a su vez gemia de manera intensa, pero ahogaba sus gemidos con su interior, yo esta en estado de shock y no me movía, sentía como un calor invadía cada centímetro de mi cuerpo.

Después de lo que pareció una eternidad, el Catire se da cuenta que lo estoy mirando, y enseguida entra en pánico, suelta a Manuel, que solo reacciona tapando su desnudes con las sabanas, y el Catire Rápidamente cierra la puerta tras de mi, balbuceo un montón de cosas que no llegue a oír, pero reparo en mi rostro ruborisado, y en el pequeño bulto en mis Shorts, y se hacerca a mi boca y me besa, y me dejo, dejo que sus labios me besen, y que su lengua explora en mi garganta, no me muevo, no puedo algo me lo impide, pero también es ese calor que me domina, y me llena, empiezo a sentirme caliente, y mareado, y siento como baja mi short, y mi interior, dejando al aire mi parte baja, y al separarse de mi me quita mi franelilla, cuando abro los ojos veo que Manuel se acerca a mi se arrodilla, y mete mi pequeño pene en su boca, y succiona, y fuera de mi, solo veo a los ojos del Catire, que mira la escena sentado con una mirada de gran interés, y una erección enorme entre sus piernas, y así sigue por un buen tiempo, hasta que se levanta, y se acerca a mi y me dice suavemente con su voz gruesa “abre la boca” yo obedeci, ya Manuel había dejado de chuparmela, y se fue atrás de mi y me acariciaba, mientras el Catire metía su miembro en mi boca, siento su sabor su textura, y el empieza a mover sus caderas, intente separarme, pero me tenía tomado por mi cabello, en cada movimiento lo metía un poco más, y un poco más y un poco más, se le oía gemir, yo siento como su palo de hincha más y se calienta más, y esa sensación me gusta, y derrepente se detiene, y me dijo, “mi angelito recuestate en la cama, quiero hacerte mio, solo mio” yo obedeci, me imagine que venía así que me acosté boca abajo, no se porque lo hacía, no se porque aceptaba, Manuel me miraba sonriente, veía todo mi menudo cuerpo desnudo, y me deseaba, pero primero iba a ser del catire, tenia que ser de el, el se recuesta sobre mi, y termino dominado por el peso de su enorme cuerpo, apolla su pene en mi ano, y empieza a ha hacer precion, poco a poco mi hueco se va rindiendo a si pene y va dándole terreno, y a cada milímetro un dolor agudo me domina, quiero gritar, pero solo puedo morder la almoada, mientras su pene invade mi cuerpo, luego después de agonizantes minutos siento su cadera en mis nargas, y se que esto apenas comienza, su pene había extendido al máximo mi ano, y sentía como me llena todo, en un punto tube el ridículo pensamiento de que si presionaba más me saldria por la boca, pero no me queje, no le pedí que parará, el viendo mi sometimiento comenzó su vaivén, primero lento, con toques de dolor en cada movimiento, conforme pasan los segundos empieza a acelerar, y dios misericordioso, a mi me gustaba, en cada embestida mi año gritaba de dolor y placer, tanto así que empieso a gemir de gusto, y al el le encantaba, le encantaba teneme dominado, le encantaba hacérmelo, le encantaba COJERME! Y yo disfrutaba de ser cojido por ese animal, adoraba su aliento en mi cuello, su pene castigandome, sus manos tomando mi cabello, y también ame cómo se estremeció cuando su leche lleno mi culo, no se cuanto duro desplomado sobre mi, solo se que cuando se paró aun estaba semi consiente, sudado, con mi culo latiendome, la primera, la primera de muchas cojidas que me daria, si les gusta escribiré más de mis experiencias con el….. gracias

jueguitos prohibidos mi sobrina de 8 y sus amiguitas

Como empezar?… Bien, creo que con la palabra secreto, pero este día ya no será así ya que tu lo sabrás.

Un día estaba en casa solo con mi sobrina usualmente la dejo hacer todo lo que le plasca así que llamo a dos de sus amiguita vecinas. Siempre que puedo trato de dejarlas jugar solas y yo me encierro en mi habitación a leer o trabajar. Mi sobrina que tiene 8 años siempre termina tocando la puerta buscando cualquier excusa para que yo salga a jugar con ella. Pero en sus juegos siempre busca rosar su diminuta vulvita con migo, yo me hago el que no se da cuenta de lo que hace y la distraigo haciendole cosquillas hasta que se olvida y la dejo sola con la excusa de que olvide algo y me encierro en mi habitación.
Llegaron sus amiguitas y no tardaron en tocar a mi puerta… Querían jugar que yo era un moustruo que las devorarías en cosquillas abrí la puerta y empeso el juego. Me puse una manta y a la que agarraba la apretujaba en cosquillas hasta casi dejarlas sin aliento. La soltaba y agarraba a otra… Así estuve hasta que me canse y se los dije… Me tire en la cama hasta que a mi sobrina se le ocurrió apagar la luz… Diciendo, ahora nosotras somos las moustras y te vamos a comer las amiguitas se lanzan lado a lado y mi sobrina se tira sobre mi y en las cosquillas y mi risa siento como mi sobrina apoya duro su pelvis sobre la mia y empieza a rozar de arriba abajo, yo me río y empiezo a apartar a las amiguitas empujandolas a un lado a otro con mis manos colocadas en puntos claves, nalgas, totonitas… Luego desplazo a mi sobrina ladiando mi cuerpo y dando un caderazo para alejarla y tomando por la cadera a una de las amiguitas, la monto sobre mi y empiezo a estrujarle su Conchita con mi pito, luego la sacudo a un lado y agarro a la siguiente haciendo lo mismo. Luego de un minuto todas querían estar sobre mi… a esa altura las niñas entre risas de disimulo esperaban su turno y yo hacia que era un caballito, las hice a un lado a todas y me levante de la cama, metí mi mano y la empatuque de liquido preseminal y las fui agarrando una a una hechandoles en la nariz para que con mi aroma se exitaran mas, empecé hacerles cosquillas para que respiraran fuerte y una vez loquitas le decía ahora deben encontrarme, estaba en un rincón y sentí una manito la agarre y la levante la puse contra la pared, aparte la falda y medio baje su pantaletica lo sufíente sin quitarcela, asome mi tronco por un lado del short y se lo pegue contra su conejita apretandolo con sus piernas de niña, 1, 2, 3, 4, 5, mientras hago esto siento otra manito que me toca por détraz, todo muy rápido, suelto la que tengo y agarro a la otra, me muevo a otra pared y la recuesto, medio bajo su shorcito y se lo pongo en su cocita y sus piernitas haciendo el mismo recorrido 1, 2, 3, 4 y me agarran de nuevo por détraz lanzo la que tengo en la cama y es la de faldita de nuevo y digo; no se vale repetir y empiezo a buscar a mi sobrinita diciendo soy la araña y te clavare con mis colmillos!!! Arrojandote el veneno mortal, risas. La encontré la recoste sobre otro pared y le di con la ropa puesta mientras las amiguitas me jalaban por la franela y dije soltandolas; ya tienen mi veneno paralizante, ahora las enrrollare en capullos de seda para comerlar… Prendi la luz y saque unas cobijas del closep, las puse de pie y le dije a las amiguitas que se abrazaran y diciendoles giren un poquito mientras las enrollo, luego a mi sobrina la enrollo aparte y pregunto; se pueden mover. Nooo!. Bien recuerden que tienen veneno paralizante, así que no se pueden mover nada. Las puse juntas sobre la cama y apague la luz. Ahora voy a comérmelas chupandole los jugos del cuerpo porque las arañas no tienen dientes para masticar!. Risas de terror. Primero a mi sobrina! Nooo!. Le subí un poco la cobija hasta destapar sus piernas y estrelle mi boca en su entre piernas aun con ropa y empecé hacer sonidos de comer mmm que rico!. Ahora a las amorochadas. Destape sus piernas y se las abrí, empecé chupandole el culo a la de arriba y volteandolas prosegui con la otra, mi lengua recorría de una niña a la otra por toda sus entrepiernas, luego saltaba hacia mi sobrina y volvía, luego puse a las amorochadas de lado y dije: estas avejitas no están bien dormidas, las voy a pinchar de nuevo con el aguijón, levante sus piernas al mismo tiempo y le metí entre sus dos cuerpecitos mi miembro súper empapado en mis jugos una y otra vez sintiendo sus barriguitas y puntiando en ellas sus conejitas diciendo: me equivoque por allí no era. Las niñas entre risas y suspiros decían; aun estamos vivas!. Volví con mi sobrina que hacia mucho movimiento para llamar la atención, moví su envoltura le di vuelta y empecé hacerle de perrito, baje su jeans sin desabrocharlo solo deslisandolo, luego sus pantis y empecé a follarla presentando solo la puntita 1, 2, 3, 4, 5. Se mueven las otras y subiendole el pantalón digo ya estas paralizada de nuevo. Regreso con las amiguitas y digo: ahora hay una salvación de la araña… Pongo a las tres juntas en la cama destapos sus piernas y coloco mi boca en sus totonitas 1, 2, 3… Alternando… Saco mi palo y digo: mientras me las como ustedes pueden comerme el aguijos y si me comen mas rápido que yo a ustedes se salvan si sacan el veneno dulce… El 69 con tres niñas. Saco un tarro de arequipe y me embarro la polla. Las niñas no podían mover los brazos y tanteaban con la boca mientras les decía frío frío caliente! Saca el veneno dulce y me muero… Ahora tu, yaa!. Ahora tu… Y tuuuu aaaaahhhh!!! Me muero… Tragate el veneno dulce y eres la reina del juego… Ya me lo trague tío!… Bueno todas ganaron… Me pare como si nada y dije… Quitence la ropa que voy a llenarles la piscina de goma para que se bañen…prendi la luz y las niñas estaban letárgicas y poco a poco se desenrrollaron y empesaron a desvestirce quedando en pantaleticas. Cuando volví del patio estaban dormidas. Vi la que me gustaba la agarre en paso y apague la luz… Una dulce niña blanca de cabellos negros. La acosté en otra habitación aparte y la puse al borde de la cama con las piernitas colgando… Esta niña en especial le pasaba mas mi pene dentro de su conejita, ósea alguien ya la había fondeado antes. Ubique su entradita me escupo los dedos abundantemente y empiezo a empujar, niña entre dormida papi quiero dormir. 8 años y la jode el papá… Entro un cuarto de mi polla en ella y empiezo a bombearla unas 15 veces hasta que me vine dentro de ella exprimiendoce mis bolas… Se derramaba mi leche por los lados de su Conchita deflorada y dije a mis adentros… Batirá chicha su papá… La cargue y la regrese a mi cuarto… Cocine unos bocadillos y espere a que se despertaran. La piscina ya estaba casi a la mitad cuando despertaron, comieron el refrigerio mientras se bañaban, yo me senté a un lado a fumar un cigarrillo y a contemplarlas en pantaleticas y mojadas. No se, tal ves me de tiempo de bañarme con ellas, aun es temprano.

Mi padrastro me folla a los 9 años

Mi nombre es Dora, actualmente tengo 25 años, vivo en una costa, de un bello estado mexicano, recuerdo mi infancia como algo que me hizo despertar a la vida de una manera muy especial y les contare porque.

Mi madre quedo embarazada de mi a los 15 años, siempre fue una chica muy guarra, e irresponsable de mi, su pequeña hija, venimos de una familia acomodada, con una bella casa tipo colonial, con amplios jardines y todo tipo de comodidades que se puedan imaginar, mi abuela murió después de quedar viuda de mi abuelo a los 56 años, mi madre como hija única se convirtió en la heredera universal de todo.

Cuando yo contaba con 8 años, ya la había visto con una gran cantidad de “novios”
Los cuales se quedaban a dormir en su recamara que por cierto estaba junto a la mía, una noche unos ruidos extraños me despertaron de madrugada, eran unos golpes en la pared y unos quejidos profundos que venían del otro lado de la pared, me levante y me dirigí a la recamara de mi madre, la puerta estaba semiabierta y la luz apagada, solo una tenue luz de luna se colaba por la ventana, lo que vi. Me dejo una honda impresión en mi infantil memoria, allí estaba mi madre trepada sobre un hombre de enorme estatura, de cabello y bigote negro con un cuerpo muy musculoso, tomaba a mi madre como una pluma y la levantaba sin ningún esfuerzo, ella se quejaba y sollozaba, pero no veía que quisiera escapar de su tormento según mi pensamiento

¿Quién era ese hombre que la maltrataba?

Y porque, aunque se quejaba, parecía disfrutar con su verdugo.
En eso estaban mis pensamientos cuado de repente escuche su voz como trueno:

¡La niña!

Mi madre se desprendió de aquel hombre y corrió hacia mí para cerrar la puerta, claro que al salirse de aquel apasionado abrazo, pude distinguir algo entre las piernas del hombre, algo que me hizo fijar la vista, era un pedazo de carne como un pepino enorme que brillaba como con luz propia.

¿Qué quieres aquí? –me grito mi madre enojada
Lárgate a tu cuarto, no vez que estoy con Carlos.
¿Quién es Carlos? –le pregunte-

El va ser tu padre.

Sus palabras retumbaron en mi cerebro, mi madre nunca me había comentado que tenia planes de casarse, bueno nunca me comentaba nada, para ella era como una carga, y no se molestaba en fingir, que mi presencia la molestaba.

Me tomo de la mano y me llevo a mi cama, claro que no pude pegar los ojos, de la impresión de ver aquello y por la noticia de mi nuevo padre, como pude me dormí, al día siguiente cuando baje a desayunar, para irme al colegio, los volví a sorprender en acción, pero ahora de manera diferente, vi a mi madre de rodillas delante de Carlos quien la tenia tomada de la cabeza con ambas manos con un movimiento de vaivén, su enorme torso velludo se agitaba como queriendo explotar mientras unos extraños gemidos escapaban de su boca, tenia los ojos cerrados y al parecer estaba disfrutando al máximo su mamada mañanera, el estaba sentado en el desayundor y solo vestía unos calzoncillos de color negro, mi madre tenia puesto un vestido azul, con su delantal blanco, al verme Carlos parada en el pasillo, le dijo algo a mi mami en el oído y ella se levanto de mala gana, vi de nuevo aquella cosa extraña, era como un dedo pero mas grande y gordo con la punta mas ancha como forma de hongo, el se la guardo en su calzoncillo, pero aquello le hacia una extraña protuberancia que la hacia mas llamativa a mis ojos, como pudo se tapo con el mantel, pero yo no le quitaba la vista de encima, quería, deseaba ver aquello que supuse mi mama le daba besitos.

¡Buenos días! –me saludo Carlos sonriendo, era muy atractivo, tenia los dientes muy blancos, sus ojos eran color almendra con unas pestañas espesas, sus cejas eran negrísimas al igual que su cabello, sus brazos eran enormes, parecían como de gorila por lo velludo, así lo veía yo en mi infantil inocencia.

Buenos días –respondí con timidez

¿Como te llamas?

Dora –le respondí, sin atreverme a verlo a los ojos, sintiendo mi corazón en la garganta,
-Eres una niña muy bonita, me parece que mas que tu madre-
Carlos –exclamo mi madre- no la chifles, que después se lo va a creer y no va a ver quien la aguante…

Pues es verdad, es muy bonita y cuando este mas grande va a traer a mas de diez babeando por ella

¿Te puedo dar un beso pequeña?

Despacio me acerque a el, quien con una mano me tomo de la cintura y me acerco a el, mi madre estaba de espaldas a nosotros, así que no vio que Carlos con una mano me acaricio el culo levemente, me dio un beso en la mejilla pero muy cerca de mi boquita, aquello me puso mas nerviosa, aunque no he de negar que ese primer encuentro con Carlos me provoco mucha alegría, que un adulto se tomara la molestia de hablarme y además darme un beso, era lo máximo para mi- metió una mano debajo de mi faldita de cuadros acariciando mis pequeñas nalguitas, sentir sus enormes manos rasposas provoco que la piel se me erizara, un sobresalto hizo que me separara de el.

Siéntate a desayunar “hijita” –me hablo mi madre sacándome de mis pensamientos, me sorprendió que me llamara hijita, y además que desayunara conmigo pues nunca se levantaba temprano, siempre era la sirvienta quien me atendía en la mañana, bueno todo el día, ya mi madre tenia una agitada “vida social”, pero ahí estábamos los tres como una familia “normal”

Como pude tome mi desayuno, esa situación nueva para mi me tenia desconcertada y quería salirme corriendo a tomar mi transporte a al colegio.

Al correr de los días mi madre me contó, que había conocido a Carlos en un taller mecánico, que el era el dueño, que tenia 30 años, soltero y que se había encariñado con el, por eso lo había invitado a casa, no se si por esa nueva situación en mi casa mi madre empezó a cambiar su trato hacia mi, ya no era tan enojona, me preguntaba como había estado mi día en el colegio y cosas así por el estilo.

Con Carlos las cosas eran igual, era un amor en su trato hacia mi, me cargaba en sus hombros cuando salíamos a pasear, me compraba dulces, regalos y siempre me tenia abrazada en el cine, yo ponía mi manita en su pierna y la sentía dura como roca, entre escena y escena le dirigía miradas a su bragueta abultada, mi madre estaba orgullosa de haber atrapado a semejante ejemplar masculino, lo presumía con sus amigas como un trofeo, organizaba carnes asadas en el jardín cuando era verano, para nadar en la alberca y Carlos lucia su anatomía con ajustados trajes de baños que marcaban su paquete, para envidia de las amigas de mi madre, todas se metían al agua para estar jugando y entre juego y juego tratar de manosear a Carlos, quien se dejaba querer, mi madre se hacia la que no veía, pero a mi me daba no se que, ver que las mujeres se abalanzaban hacia Carlos como para comérselo vivo, aun con la presencia de sus novios o esposos, las muy putarraas, recuerdo que un día de esos, cuando ya casi todos se estaban marchando, mi madre salio a despedir a unas amistades, Carlos me llamo a meterme al agua, ya que en casi todo el día no me había metido a la alberca, me lance al agua y el me atrapo con sus fuertes brazos, claro que yo sabia nadar, pero sentirme apoyada en su poderoso pecho, hacia latir mi corazoncito a mil por hora, me pegue a su cuerpo como una calcamonia, mis brazos no podían abarcar su espalda tan enorme, de pronto sentí en mis piernas algo duro y enorme, metí una mano al agua para saber que era eso tan duro, mi mano sintió un bulto en el cuerpo de Carlos, baje la vista pero la visión no era muy buena, como ya estaba anocheciendo, Carlos solo sonreía divertido, de pronto la luz interior de la alberca se encendió me imagino que fue mi madre desde el interior de la casa.

¿Sabes nadar? –me pregunto Carlos

Claro-

Vamos a hacer una competencia a ver quien aguanta mas la respiración debajo del agua, ¿te late? – pregunto con una de sus hermosas sonrisas

Bueno-

Primero yo –dijo el, metiendo al agua, como estábamos en una parte no muy profunda del agua, no teníamos necesidad de estar flotando, pero el agua me llegaba al cuello, vi. Su cuerpo como hincado, frente a mí, cuando de pronto sentí sus manos que me tomaban de mis piernas abriéndolas, y una mano acariciando mi conejito por arriba de mi traje de baño, sentí un dedo como queriendo meterse en mi cuquita, claro que cerré las piernas inmediatamente asustada, salio Carlos del agua y me dijo, es tu turno, vi. Sus manos haciendo un movimiento extraño en el agua, pero no le di importancia, me sumergí en el agua y quede frente a el, lo que vi. me dejo sin habla, el muy atrevido se había sacado su pene y lo balanceaba frente a mis ojitos, era enorme y muy grueso, estaba a unos centímetros de mi cara, el movimiento del agua le daba vida propia, no pude resistir mas la curiosidad y lo tome con mi manita, lo palpe a todo lo largo y ancho de su tronco, gruesas venas alrededor parecían latir, vi que en la base salían dos bolas llenas de pelos, los tome con ambas manos y me parecieron muy suaves pero pesados, claro que no era el primer pene que veía en mi vida, ya había visto a mis primitos desnudos y sus penecitos diminutos, pero ver una verga en completa erección, frente a mi, no tenia comparación, así que estuve palpando ese pene enorme que me tenia fuera de si, cuando la falta de aire me obligo a salir del agua.

¡Te gane! –exclamo Carlos- y como toda competencia debe tener un premio, quiero mi premio

¿Y cual es el premio? –pregunte

Un beso…

Me acerque a el para darle un beso en la mejilla, pero el me tomo de mi cabeza y me acerco a su boca, metió su lengua dentro de mi boquita como explorándola, me tenia suspendida en el agua, me tomo de la cintura y acercándome a el me restregó su pene mi cuerpo, sus manos acariciaban mis nalguitas encima de mi calzoncito esa acción me dejo en blanco, ya que casi me explota mi corazón, sentí que desfallecía en sus brazos y para no caer abrí las piernas y las puse alrededor de su cintura quedando mi conejito arriba de su verga, casi sentí que me podía levantar con su pene.

Tramposo –le dije- eso no es un beso,

Como pude me solté de su abrazo, Salí del agua y me fui corriendo a mi cuarto, no estaba enojada con el, me gusto, pero sentí que no era bueno, que el, que era el novio de mi madre, estuviera besándome como si yo fuera mi mamy, sentía mi cuquita palpitar debajo de mi traje de baño, me asome por mi ventana y vi. A mi madre y a Carlos en un apasionado abrazo en la alberca vi. que mi madre se balanceaba en el agua abrazada de Carlos, estaban fuera de este mundo, entregados a sus placeres, sin reparar en que una pequeña los estuviera observando, mi madre gemía como la puta que era, pidiendo mas verga, sentí una punzada en mi pecho como algo que se rompía, ahora se que eran celos, celos de mi madre que tenia a Carlos para ella sola, mis ojos se llenaron de lagrimas, me tumbe en mi cama boca abajo y llore de rabia e impotencia, en mi mente infantil quería a Carlos para mi sola, quería su atención, su cariño y además, tener su cuerpo para mi solita, que me tuviera abrazada, que me besara, que me hiciera lo mismo que a mi madre, yo se que una nena de 8 años no puede tener esos pensamientos, pero en mi eran algo normal, nunca en mi vida alguien se había preocupado por mi, hasta que llego Carlos a nuestras vidas supe lo que era que te dirigieran una sonrisa o un abrazo, aunque ahora se que Carlos no sentía un amor de padre por mi, pero no me importaba lo quería par mi sola, y nada me iba a detener, a partir de ese día Carlos aprovechaba cualquier oportunidad para tocarme el culo, mis piernitas o mi pechito y yo me dejaba manosear gustosa de que un hombre tan guapo, me asediara, los fines de semana el acostumbraba a andar por la casa vestido únicamente en shorts deportivos, sin camisa, y por lo que veían mis ojos, sin ropa interior, porque veía como se le balanceaba su verga cuando caminaba, mostrando orgulloso su cuerpo que sabia despertaba la lujuria de mi madre y de su pequeña hijastra, cuando se sentaba en la sala, yo aprovechaba para sentarme junto a el y disimuladamente acariciar su muslo velludo con mi brazo, claro que el se daba cuenta y se recargaba en el sillón para mostrarme su verga disimuladamente por un lado de la pierna del short, ahí estaba su verga dormida colgando como llamándome, pero yo no me atrevía a tanto, de pronto el tomaba mi mano y la metía por adentro de su ropa, sin que mi madre se diera cuenta, yo se la acariciaba nerviosa pero excitada de tener en mi mano tremenda verga, palpitando en mi manita, sentía mi boca seca, pero no la soltaba

Bésala –me suplicaba Carlos, con la voz ronca por la excitación.

Yo la soltaba asustada y corría a mi cuarto.

Solo escuchaba la risa de Carlos a mis espaldas

No me atrevía a dar ese paso, ese paso definitivo que me quemaba por dentro y me robaba el sueño, aunque dentro de mi lo deseaba con locura, no me atrevía, cuando me cruzaba con Carlos en la casa, se acariciaba su paquete con lasciva y me mandaba un beso, provocando que me ruborizara, de repente se metía al baño a miar y no cerraba la puerta, sabiendo que yo lo observaba escondida detrás, se la acariciaba lentamente extendiéndola hacia arriba como si se la quisiera arrancar, yo tragaba saliva de la emoción, lo veía salir de la ducha envuelto con una diminuta toalla enrollada en la cintura, con su verga levantando la toalla como queriendo salirse, entraba a su alcoba y parándose ante el espejo se ponía loción en su pecho velludo, esparciéndola lentamente, sin prisa, sacaba una truza blanca de su closet y se la ponía despacio, acomodándose la verga de lado, para que yo viera como la acariciaba, después se ponía un pantalón de mezclilla, pero no se lo abrochaba, dejándome ver su paquete por fuera, cuando se colocaba el cinto hacia un esfuerzo por subir el cierre de su bragueta, yo seguía todo ese procedimiento desde mi lugar, y sabia que el estaba consiente que era observado, era excitante esa complicidad que se había creado entre los dos.

¿Quieres pasar? –me preguntaba con una sonrisa.

Pero yo bajaba corriendo con el corazón en la boca, a sentarme a desayunar, cuando lo veía bajando las escaleras mi mirada se dirigía automáticamente a su entrepierna, al sentarse junto a mi, tomaba mi mano y la colocaba en su pene, yo retiraba la mano asustada de que mi mama nos viera, el solo sonreía divertido, escuchar el claxon de mi transporte era una salvación para mi, para salir corriendo de ese lugar tan peligroso pero a la vez tan excitante, tremenda lucha se libraba en mi interior de niña, por un lado quería experimentar lo que mi madre hacia con el, en su alcoba matrimonial y por el otro lado mi conciencia me decía que eso era malo, que desear a mi padrastro no era nada bueno, pero la humedad que sentía en mi conejito, esa comezón en mi pequeña rajadita me obligaba a no escuchar mi consciencia.
Un día al llegar a casa no estaba mi madre, solo Carlos me recibió, vestía un pequeño short deportivo de algodón, como siempre sin nada abajo, ese prominente bulto era la causa de la revolución en mi interior, sentí que no podía mas, no podía esperar mas, ese día pasarían cosas, cosas que me harían ver a Carlos con otros ojos.

Subí a mi recamara y me cambie de ropa, me puse un diminuto short rosa, que dejaba ver mis nalguitas redondas muy ricas, una pequeña blusita de tirantitos también rosa, que marcaba mis pequeños pezones, recogí mi cabello en una coleta con un listón rojo, fui a la alcoba de mi madre y tome un poco de su perfume, quería estar bonita para Carlos, para lo que fuera a pasar.. Baje a la sala, ahí estaba Carlos acostado en un sillón,
El bulto del short se le notaba a punto de reventar, me acerque como una gatita mimosa, y me senté en el suelo a un lado de el, inmediatamente sentí su mano acariciándome la mejilla y el cuello, cerré los ojos disfrutando la caricia, de pronto sentí su mano en mis pechitos por debajo de mi blusita, el primer paso estaba dado ahora era mi turno…que me perdone mi madre pero quien la manda meter un hombre a nuestra casa y mas estando así de buenote….

Continuara si tu quieres

Yo 18, él 30 y el colado de 35

Siempre quise perder mi virginidad con un hombre maduro y asi lo hice.

En vacaciones decidi entrar a trabajar a un restaurante de mesera. Estuve trabajando todas las tardes en ese restaurante hasta que le conoci. Era un hombre alto, de piel blanca y cabello miel. Siempre se sentaba en el mismo lugar. Y siempre me tocaba atenderlo. No soy exactamente una modelo pero soy de piel morena y cabello largo cafe oscuro rizado, delgada pero lo que no tengo de busto lo tengo de trasero. Y con el traje de mesera y la falda algo corta se alcanzaba bien a ver lo que llevaba puesto debajo.
Siempre le dedicaba sonrisas y el me las regresaba… pero despues de la quinta visita, esas sonrisas eran mas provocadoras. Cuando le tomaba la orden se me quedaba viendo y me comia cuando llegaba a ver mi trasero. Me sentia deseada. Era una simple chica que aunque tuvo novios y tenian sexo oral, jamas les di mi virginidad porque eran de los que se corrian rapido y yo queria ser la primera en correrme.
Deseaba que ese hombre me quitara la virginidad. Me masturbaba pensando en ello y un dia paso algo muy interesante que permitio mis deseos volverse realidad.
Un dia cualquiera, decidi cambiar mi brazier y mi calzon casual a algo mas provocador, un brazier de tiritas y encaje que tapaban mis pezones de color negro y una tanga que solo cubria mi pubis rasurado del mismo color me hicieron sentirme mas deseada, esta vez estaba decidida a seducir a ese hombre. Me puse la vestimenta del restaurante y tacones negros.
Cuando llegue al restaurante todo iba normal, como de costumbre, varios compañeros varones se me quedaban viendo con miradas obsenas cuando me hincaba o queria alcanzar algo, uno de ellos me pregunto.

– ¿Qué quieres Anita?- y se puso atras de mi con su cuerpo pegadito a mis espaldas.
– Intento alcanzar ese plato, ¿podrias hacerme el favor, Mario?- le preguntaba
– Hasta de cogerte te hago el favor, Anita. – Me susurro al oído.
– Lastima, no estoy asi para ti, asi que esta vez solo sera el plato. – le sonrei, y senti como cu pene paradito rosaba mi trasero.
– Piensatelo un rato Anita, que hoy estas como quieres… – Mario susurraba a mi oido.
– Lo pensare… ahora el plato, por favor. – le sonrei y me marche.

Se hacia tarde y ese hombre no llegaba… No podia dejarme plantada despues de venir tan sexosamente provocativa al trabajo.
De repente sono una campanilla, era él! Por fin habia llegado el que me quitaría mi inocente virginidad. Me acerque y empece a atenderlo.

– Buenas tardes Don Alejandro.
– Buenas tardes Anita… – y Don Alejandro me recorrió con la mirada el cuerpo viendo la ropa tan provocativa que traia hizo una pausa y continuo … – solo quiero un cafe por favor y Anita…
– Si señor?
– Puedo platicar contigo?
– Claro señor, como no hay tanta gente puedo darme ese lujito, digame que se le ofrece – y me sente a un lado de el. Mi pierna se acerco a su entrepierna, poniendolo el con el pito mas parado.
– Veras Anita, soy soltero y no tengo compromisos pero veras… de un tiempo para aca te me haces hermosa y quisiera invitarte a mi casa a tomarnos algo para platicar. Tal ves pienses que soy un ruco pervertido pero…
– Ruco? No creo señor cuantos años tiene? – sonrei
– 30.
– Para nada señor, yo tengo 18 pero no considero que este ruco. Y me agradan sus palabras. Acepto su invitacion, si me espera una hora mas podemos ir saliendo de mi turno. Que opina?
– Me encanta. – esbozo una sonrisa picarona.

Me pare y continue mi turno. Estaba feliz, ese hombre iba a ser todo mio esta noche. Llame a casa diciendo que me quedaria con una amiga a dormir porque ocupaba de mi ayuda con una mudanza. Y como en ese momento no tenia novio, me habia quitado un problema de encima.
Cuando mi turno acabo encontre a Don Alejandro en la puerta.

Ibamos platicando en el camino y paramos en una tienda de camino a su casa. Compro una botella y algo mas que no supe que era. Despues seguimos nuestro camino. Cuando entre a su casa estaba maravillada, era una casa pequeña pero muy bien arreglada y limpia.
Don Alejandro me dijo que me pusiera comoda y asi lo hice, me sente en el sillon y espere a que me trajera algo de beber. Platicamos y veia como cada vez que me movia se habria un poco mas mi camisa y su pene se paraba inmediatamente. Abria las piernas y el acercaba su mano a mi pierna, sabia lo que queria, pero fingi inocencia.
– Sabe Alejandro…
– Digame Anita…
– Yo tambien estoy soltera.
– Como? No puede ser! Si usted esta bien dotada y es hermosa!
– Es que estoy esperando al hombre que me haga una verdadera mujer… queria saber si usted…
– Esta segura? – dijo como sino se la creyera y le tome la mano y la puse en mis labios, meti uno de sus dedos a mi boca y lo chupe.
– Hagame suya… – le susurre al oido.
Instantaneamente Don Alejandro solto su bebida en la mesa y empezo a meterme mano en mi tanguita. Mientras que sus besos me corrian por todo el cuello. Era una bestia. Me mordia el labio y su lengua se metia en mi boca como loco, lo veia a los ojos y gemia.
Mis manos acariciaban sobre su jean ese miembro grande y duro que me esperaba. Entonces me quito la camisa de golpe, y mis pezones quedaron descubiertos. El solo bajaba con su lengua y chupaba con ansias mis senos.
-Ahhh… asi… es usted una bestia…- le decia.
Se paro en seco y se quito la ropa. Quedo desnudo ante mi. Su duro miembro quedo a nivel de mi cara entonces empece a chupar, besar y tocar ese pene y sus testiculos con la maestria de toda una puta.
– Vaya Anita nunca me la… ah si… la imagine tan buena en estas situaciones.- dijo con una sonrisa pervertida en el rostro.
– Usted … mmm… me calienta tanto… – le respondi con su pene en mi boca.

Entonces cuando ya estaba a punto de correrse en mi boca…
– Le voy a dar semen por toda la noche a la putita de mi anita… la voy a abrir anita usted no se preocupe…
Sonrei y me trague cada chorro de semen que salio de su pene en mi boca. Era gloria para mi.
Entonces me paro y me quito la falda.
– Lo sabia! usted queria que me la cogiera… – me dijo mientras chupaba mis senos
– Ahh siii… como lo sabia? – le pregunte mientras gozaba
– Olia a puta cuando se me acerco en el restaurante… y ahora veamos aca abajo… este trasero de ensueño… – y tomo mis nalgas entre sus manos, las abrio y las beso…- tantas veces soñando con estas nalgas tan jovenes y pervertidas anita… tiene un trasero que todo hombre quiere coger… – y empezo a chupar mi vagina – mmm… se lo han dicho? le han dicho que su mmm… trasero es para cogersela en cualquier momento?
– ahhhh ahhhh siii siii me lo han dicho, hoy me queria coger un compañero del restaurante pero… siii sigaaa…
– pero?… – don alejandro siguio chupando.
– lo queria a usted dentro de mi no a otro mas…sigaaa me vuelvo loca!!
– esta chorreando como perra anita, la voy a hacer mi mujer anita mmm me encanta …- y pellizcaba mis nalgas mientras me comia el coño.
– hagame su mujer mmmm siiii soy virgen…
– virgen y con este coño? – me pregunto alejandro con cara de que habia ganado la loteria.
– si…
– entonces con condon? – me pregunto don alejandro tomando un respiro de mi vagina
Me agache y le dije…
– Corrase dentro de mi,… quiero su semen en mi coño quiero ver su semen escurriendo de mi coño…
Me tomo de la mano, me avento al sillon y me abrio las piernas…
– Mi puta anita le dare el semen que tanto quiere y ademas le quitare la virginidad a su vaginita hermosa y ademas …
– Y…?
– Le metere mi pene en su ano la voy a hacer mujer!
Puso su pene en la entrada de mi vagina y empujo como bestia con todo hasta el tope.
-Ayyy… – le rasguñe la espalda se quedo tranquilo…
– Aguanta perrita… te va a dejar de doler cuando mi pene te moldee tu interior…
Senti que me partia pero cuando Don Alejandro empezo a moverse se fue el dolor y empece a sentir un placer unico y enloquecedor. Sus huevos pegaban con mi trasero y mis fluidos salian como nunca. Se escuchaban mis gemidos y su respiracion por toda la sala. Entonces se salio de mi…
– Puta Anita, veras que te hare disfrutar…
Don Alejandro metio su mano a mi vagina y empezo a mover sus dedos… me masturbo con ellos… me movia como loca… esos dedos me hicieron sentir el cielo. Salio mi primer orgasmo y con ello un monton de fluidos disparados!
– Siiii siiiii asiiii quiero mass…. gemia como loca.
– Ahora…
Entonces me volvio a meter su pene y se metia y salia como loco, me movia como loca estaba disfrutando como nunca. Se metia hasta dentro y salia y se metia y salia…
– Me voy a correr otra vez… siiii siiii siii ahhhh…- grite.
– Puta anita te voy a llenar de mi semen…- dijo Don Alejandro
Y entonces me lleno de semen en mi vagina. Se tiro sobre mi, tomo aire, me beso y saco su pene de mi vagina.
– Ponte de perra.- me dijo Don Alejandro.
Fue a su cuarto y saco una caja…
– Que tiene ahi? – le pregunte sonriendo.
– Mientras te vuelvo a coger te voy a preparar tu anito… – tomo un dildo y me puso lubricante en el ano.
– un dildo?
– es especial para tu anito mi putita anita! lo compre pensando en este trasero que un dia me cogeria. – lo beso y lo lubrico. Me metio el dildo en el ano…
– Ahh.. Ahhh… – senti que me entraba algo, despues incremento su tamaño y asi ya tenia dilatado el ano para un pene como el de Don Alejandro…
– Sientes eso mi putita anita?- dijo riendo Don Alejandro.
– Sii me esta partiendo el ano – le dije con placer
– Y cuando te meta mi pene te va a encantar pero ahorita dejemos que este lindo juguete haga lo suyo, ahora te voy a coger como la perra que eres…
Me tomo de las nalgas, me las abrio y chupo mi ano… despues me tomo del pelo y coloco su pene en mi vagina…
– Dime que quieres putita…
– Lo quiero…
– que quieres perra?
– su pene dentro!
– pides y se te dara!
Me clavo su pija como lo hizo cuando me desvirgo. Pero ahora tenia un dildo en mi ano y esto lo hacia mas exitante. Me jalaba del pelo y metia y sacaba, mis fuerzas se me fueron… gemia y gemia como loca…
– perra! eres miaa!!
– siiiiii soy suya… deme mas!…
– perra virgen!! eres una pervertida cachonda!! eres toda una puta!! – y se rio
– no me suelte y deme mas!!!…
– parate perra!!
Me pare mientras me nalgueaba y con su pene adentro. Me cargo y empezo a bombear me llevo al ventanal.
– enseñale al mundo tu vagina siendo cogida y tu ano con un dildo!!
– pero….
– eres mi puta!! dilo!!!
– soy su puta!! Deme deme siii ohhh siiii ahhhh!!!
Gozaba como loca, por la ventana podia ver mi reflejo siendo cogida y me calentaba mucho…
– bien putita!! muyyy bienn! ahora sonrie!!.
Cuando me fije habia un hombre con camara grabando el sexo que tenia con don alejandro del otro lado de la ventana. Se le caia la baba y sonreia al verme gemir…
– que mmm hace?? – le pregunte a don alejandro algo asustada.
– grabando como me cogi una vagina virgen y un ano virgen!!! Verdad Oscar?
– Sii creame puta se ve hermosa!!
– No te preocupes Oscar tambien le vas a dar de tu leche a la putita anita. – dijo don alejandro.
Don alejandro se quito de la ventana y me puso en la mesa. Se salio de mi y acerco a su amigo a mi vagina…
– graba su vagina, es hermosa cierto?
– exquisita!!! – grito oscar.
Vi como se le paro su pene cuando toco mi vagina con sus liquidos de don alejandro y los mios. Yo senti como me recorria una sensacion de exitacion cuando me toco con sus dedos frios…
– a que huele oscar? dile a la camara!
– huele a… niña recien hecha puta! mmm que rica… – oscar acerco su boca a mis labios vaginales y empezo a chupar como loco.
Mi espalda se arqueo, me movia y el estaba encantado chupando mientras que la camara paso a don alejandro.
– mi putita anita quieres un segundo pene? – me pregunto don alejandro mientras grababa y apuntaba a don oscar chupando mi vagina.
– si… – mi boca solo pudo decir eso.. nuca supe porque pero queria dos penes en mi.
– ya escuchaste oscar la nena quiere mas pene, que tal quieres? – pregunto don alejandro a don oscar.
– esta riquisima y ser el segundo pene de esta recien desvirgada es un placer. Estas exquisita puta anita! – mientras me decia esto don oscar se desvistio.
don alejandro puso la camara en un tripie que tenia ahi lo enfoco a nuestra siguiente escena de porno. Saco el dildo de mi ano y se acosto en el sillon.
– Putita anita, montame!- dijo don alejandro.- es ta vez te dare duro en el ano!
– Asi? – pregunte mientras me ponia el pene de el en mi ano.
– Dejame te lubrico puta! – don alejandro me babeo el ano y puso su pene en mi ano… – perra te voy a partir el ano!
Me metio su pene en mi ano. Pero no senti dolor, el dildo habia hecho su trabajo muy bien.
Entonces Don Oscar se puso encima de mi.
– Esta es una verdadera mujer! – dijo Don Oscar entusiasmado.
– Puta! P-U-T-A! Oscar!! La hice mas que una mujer la hice una puta! Mi puta!
– Tienes razon es una PUTA! – dijo Don Oscar riendo. – Y mira que buen trasero tiene!!- y me agarro una nalga.
– Tu encargate de su vagina! Encargate de dejarle muchos hijos en su vientre! Saca todo tu esperma para ella! Quiere toda tu leche! – dijo Don Alejandro a Don Oscar. – Yo me encargo de partirla atras.
– Puta pidemelo! – Don Oscar me tomo de la cara
– Deme su leche y rompa mi vagina y sea mi segundo pene. Hagame mas puta! – dije. Habia perdido la razon.
– Mi niña! Toma!!! – Don Oscar metio su pene que era mas grande que el de Don Alejandro con ganas y empezo a bombear al mismo tiempo que don Alejandro.
– Ahhhh siii!! siii!! siiii! me van a romper!! quien me rompa antes soy toda suya!!! ahhhh siiii siiii!!!- mi culo se movia como loco.
Arriba estaba don Oscar y abajo estaba don Alejandro. Los dos bombeaban como locos! Don Oscar me besaba los pezones y don Alejandro me tomaba de las nalgas y me besaba la espalda.
– Perra! Ahi te voy!! – gritaba don alejandro
– Dame tu leche papacito!! – grite
– Esperame ahi voy putita! – dijo don oscar
– deme con todo putito! – dije a don oscar
Entonces los dos se vinieron en mi. Mi ano y mi vagina estaban llenos de esperma de maduros.

Habia perdido mi virginidad con un hombre de 30 y me habia ganado mi segundo pene en menos de 30 min de 35 años en el mismo dia. Don alejandro descanso y paro el video. Mientras que Don Oscar me cogio por atras. Hasta que se hizo en mi.
Deje a don oscar dormido y acabado en el sillon. Y me fui con Don Alejandro a bañar.

– Y te gusto ser mi mujer anita?- me pregunto don alejandro mientras me besaba.
– Me encanto! – respondi exitada
– Seguimos en la bañera? – me pregunto don alejandro
– Y si vamos empezando? … – tome la mano de don alejandro y la puse en mi nalga derecha. – Siempre sera mio verdad?
– Tu cuerpo me pertenece Anita. – Puso su otra mano en mi otra nalga y caminamos a la bañera…

Esa fue mi primera vez. Dormi con Don Alejandro en su cuarto. Nadie sospecho nada. Y al dia siguiente me llevo el video.
– Lo vi. – dijo Don Alejandro
– y que tal? – dije
– Es la prueba de que eres mi mujer. – sonrio don alejandro

Luego les contare el trio sexual casual que tuve con Mario, el del restaurante y con Don Alejandro.

LE FUI INFIEL A MI NOVIA

HOLA, HOY QUIERO COMPARTIR ESTE PRIMER RELATO CON USTEDES DE ALGO MUY RICO QUE ME SUCEDIÓ EL AÑO PASADO, TENGO 34 AÑOS LLEVO 10 AÑOS TRABAJANDO EN LA INDUSTRIA PETROLERA, POR TRABAJO HE VIVIDO EN MUCHOS PAÍSES DE AMÉRICA Y ES LA PRIMERA VEZ QUE TRABAJO EN COLOMBIA, MI NOVIA VIVE EN LOS ESTADOS UNIDOS TRABAJAMOS EN LO MISMO Y TENEMOS QUE ESTAR SEPARADOS POR NUESTRO TRABAJO, HACE UN PAR DE MESES REGRESE DEL GOLFO DE MÉXICO E INICIE LA PERFORACIÓN DE UN POZO EN LOS LLANOS COLOMBIANOS, UNA NOCHE TUVE UN PROBLEMA CON EL TALADRO DE PERFORACIÓN Y SOLICITE UNA HERRAMIENTA URGENTE, QUE ME LLEGARÍA EN CUESTIÓN DE HORAS PERO HUBO UN INCONVENIENTE EN EL TRANSPORTE POR LO QUE ME LLAMO UNA MUJER DE LA TRANSPORTADORA EXPLICÁNDOME LO SUCEDIDO, DEL OTRO LADO DEL TELÉFONO ME HABLO LA VOZ MAS DULCE Y SENSUAL QUE HE PODIDO ESCUCHAR, EN MINUTOS SE ME OLVIDO EL TALADRO Y ME CONCENTRE EN ESCUCHAR ESA VOZ QUE ME HACIA SENTIR COMO EN UNA LÍNEA CALIENTE. YO LLEVABA MAS DE UN AÑO SIN TENER SEXO CON MI NOVIA Y ESA VOZ EXTRAÑAMENTE ME EXCITÓ, FINALMENTE ME LLEGO LA HERRAMIENTA Y ESA NOCHE NO DORMÍ POR EL TRABAJO Y NO DEJABA DE PENSAR EN ESA VOZ, QUERÍA SABER COMO ERA LA MUJER AL OTRO LADO DEL TELÉFONO.
PASARON DOS SEMANAS Y NUEVAMENTE ESCUCHE ESA HERMOSA VOZ PERO SOLO POR CUESTIONES DE TRABAJO, PERO ESE DÍA ME ANIME A LLAMARLA EN LA NOCHE Y CONOCER MAS DE ELLA. POR MOMENTOS CUANDO HABLÁBAMOS ME IMAGINABA COMO SERIA TENERLA A MI LADO, ME EXCITABA TANTO QUE UNA NOCHE SE LO HICE SABER, ELLA ME PROPUSO QUE NOS VIÉRAMOS, DEBÍA VIAJAR A LA CUIDAD EN LA QUE YO TRABAJO. ESE DÍA SOLO SE ME PASABA POR LA MENTE LO QUE PODÍA SUCEDER CUANDO LA VIERA, NO LA CONOCÍA, PERO SABIA QUE LA RECONOCERÍA AL MOMENTO DE VERLA, ELLA ME HABÍA DICHO QUE ERA DELGADA CON BUEN CULO Y EL CABELLO NEGRO LARGO, ERA MAS QUE SUFICIENTE PARA QUE EN MIS NOCHES DE SOLEDAD ME MASTURBARA PENSANDO EN ELLA Y A VECES CUANDO LA ESCUCHABA AL OTRO LADO DEL TELÉFONO TAMBIÉN ME ACARICIABA LA VERGA.
LA FUI A RECOGER EN EL LUGAR ACORDADO, ESTABA HERMOSA CON UN JEAN AJUSTADO Y UNA CAMISA TRANSPARENTE, PODÍA VERLE ESE PAR DE TETAS QUE DESEABA CHUPAR DESDE HACE TIEMPO, ELLA SE SUBIÓ EN MI CAMIONETA Y ME DIO UN BESO EN LA BOCA, ENTRELAZO SU LENGUA EN LA MIA, SENTÍ QUE LA CONOCÍA HACE MUCHO!! DESPUÉS DE ADMIRARLA, MAS BIEN MORBOSEARLA, EMPEZAMOS A HABLAR DE CAMINO A MI CASA Y PUSO SU MANO EN MI VERGA MUY NATURALMENTE, YO YA LA TENIA DURA DE SOLO VER A LA MUJER QUE POR EL TELÉFONO ME PONÍA TODAS LA NOCHES A MASTURBARME!!!
UNA VEZ LLEGAMOS A MI CASA TAN SOLO CON ENTRAR Y CERRAR LA PUERTA YA SABÍAMOS LO QUE IBA A PASAR ESA NOCHE, LA TOME POR LA CINTURA FUERTEMENTE, ELLA ME BESABA CON DESENFRENO MI VERGA SE QUERÍA SALIR DEL PANTALÓN, SE DIO CUENTA DE MI VERGA PALPITANTE Y NO TARDE EN TENERLA DE RODILLAS DESABOTONÁNDOME EL JEAN Y SACÁNDOME MI TROZO DE CARNE, DE UN EMPUJÓN ME TIRO EN LA SILLA Y EMPEZÓ A DARME LA MAMADA QUE NUNCA NADIE ME HABÍA DADO, ME CHUPABA LA VERGA TAN DELICIOSO QUE YO SOLO QUERÍA ESTALLAR MI LECHE EN SU BOCA. LA TOME DEL CABELLO Y LE SAQUE MI VERGA QUERÍA FOLLARMELA YA EN LA SILLA, SE ME PUSO ENCIMA Y EMPEZÓ A CABALGAR EN MI VERGA, ESA MUJER LO HACIA MUY RICO QUE NO TARDE EN DEJARLE MI LECHE ADENTRO, ELLA GEMÍA DE PLACER Y SE CORRIÓ AL MISMO TIEMPO QUE YO, QUE PERRA ERA, ME ENCANTABA TENER UNA AVENTURA CON UNA PUTA ASÍ, MIENTRAS NOS INCORPORÁBAMOS SUBIMOS A MI HABITACIÓN YO LA LLEVE CARGADA HASTA ALLÍ Y LA TIRE EN LA CAMA, QUERÍA CLAVAR A MI PERRITA TODA LA NOCHE, TENIA LA MIRADA MAS LUJURIOSA QUE HE CONOCIDO, ME INCITABA A DARLE DURO SIN PENSAR EN NADA MAS QUE ESO, AL DIABLO MI NOVIA Y NUESTRA BODA QUE PRONTO SE ACERCABA, YO QUERÍA TENER A ESTA PERRA PARA MI SIEMPRE, LE DIJE QUE SE PUSIERA EN CUATRO Y MUY OBEDIENTE LO HIZO AL BORDE DE LA CAMA POR LO QUE TENIA ESE HERMOSO CULO DISPUESTO A EMBESTIRLO, ME SUPLICABA CON ESA DULCE VOZ QUE LA ENCULARA SUAVEMENTE LA VERDAD SE LO METÍ CON TANTA FUERZA QUE GRITO DE DOLOR, PERO DESPUÉS DE LAS EMBESTIDAS QUE LE DABA ME ROGABA QUE NO SE LO SACARA, ME PEDÍA A GRITOS QUE LE DIERA PALMADAS EN LAS NALGAS QUE LA TRATARA COMO LA PUTA QUE ERA EN ESE MOMENTO, ESO ME HIZO TERMINAR DENTRO DE ESE RIQUÍSIMO CULO DEJÁNDOLO ABIERTO Y ESCURRIENDO LECHE. ME TENDÍ EN LA CAMA Y ELLA CON SU BOCA SE ENCARGO DE MI VERGA ME LA PARO DE SOLO LAS MAMADAS QUE LE DABA FUE EN CUESTIÓN DE MINUTOS QUE YO YA TENIA LA VERGA COMO PIEDRA LISTA PARA ATENDER A MI GATA, SABIA QUE LA NOCHE APENAS COMENZABA. ELLA SE TENDIÓ A MI LADO QUERÍA QUE LA VIERA MASTURBARSE, ME PIDIÓ QUE LE COGIERA LOS PEZONES Y SE LOS PELLIZCARA FUERTEMENTE ESO ME CALENTÓ MUCHO, SE EMPEZÓ A FROTAR ESE GALLO Y EN MINUTOS YA SE HABÍA VENIDO, YO RÁPIDAMENTE PUSE MI BOCA PARA TOMARME ESA LECHE CON UN SABOR ESPECIAL QUE AUN NO OLVIDO. ELLA ERA EXQUISITA TENIA ROPA INTERIOR FINA Y SU AROMA ES INIGUALABLE, ESO TAMBIÉN ME EXCITABA PORQUE LA PUTA QUE ME COMÍA ERA FINA!!!! DESPUÉS LE PEDÍ QUE SE PUSIERA DE PIE CONTRA LA PARED Y ASÍ LA CLAVE, ESCUCHABA EL GOLPEAR DE SUS TETAS CONTRA LA PARED, GEMÍA COMO PERRA EN CELO Y SENTÍ COMO TENIA OTRO ORGASMO MI VERGA EMPAPADA ENTRABA Y SALÍA, POR SUS PIERNAS CORRÍAN SUS FLUIDOS ESA MUJER PARECÍA UNA LLAVE CUANDO YO LE ORDENABA QUE SE VINIERA LO HACIA, ME ENCANTABA SU OBEDIENCIA ERA LA PUTA QUE CUALQUIER HOMBRE DESEABA!!!! ME TENIA LOCO, LUEGO LA TIRE EN LA CAMA QUERÍA SEGUIRLA CLAVANDO SIN PIEDAD CON LA PUNTA DE MI VERGA LE DABA GOLPES EN ESE GALLO, ME PEDÍA QUE NO LO HICIERA MAS QUE LE METIERA MI TROZO DE CARNE DE UNA VEZ, ME GUSTABA VER COMO ME ROGABA QUE LA CLAVARA, Y ASÍ LO HICE LA CLAVE SUBIENDO SUS PIERNAS EN MIS HOMBROS PODÍA SENTIR COMO MI VERGA ENTRABA HASTA LO MAS PROFUNDO DE SU SER GEMÍA TAN RICO Y ME PEDÍA QUE LE DEJARA LA LECHE ADENTRO PERO YO TENIA PENSADA OTRA COSA, QUERÍA LLENAR A MI PUTA DE LECHE POR TODO EL CUERPO, YA SENTÍA QUE ME CORRÍA ASÍ QUE SAQUE MI VERGA MOJADA DE SUS LÍQUIDOS Y LE ESTALLE MI LECHE EN LA CARA Y EN ESAS DELICIOSAS TETAS QUE VEÍA MOVER TAN DURO CON CADA EMBESTIDA QUE LE DABA! ME TENDÍ JUNTO A ELLA Y DORMIMOS LO QUE QUEDABA DE NOCHE!! EN LA MAÑANA ELLA SE DESPERTÓ AUN CON LECHE EN LA CARA LE DI UN BESO Y LA DEJE PARA IRME A TRABAJAR HABÍA OLVIDADO QUE TENIA QUE ESTAR TEMPRANO PARA UNA REUNIÓN, CUANDO REGRESE YA NO ESTABA PERO ME HABÍA DEJADO UNA NOTA EN LA QUE ME DESCRIBÍA LO QUE QUERÍA LA PRÓXIMA VEZ QUE NOS VIÉRAMOS
ESO SE LOS CONTARE EN EL SIGUIENTE RELATO,, ADIÓS!!!!!!!

Mi deseo prohibido Alexxa

Alexa es mi sobrina, tiene ya 18 años y es en verdad una bella jovencita, pero nuestra historia empezo cuando ella tenia solo doce años y yo 26, desde niña siempre fue muy apegada a mi, en el pueblo donde vivimos casi todos salen a trabajar a la capital pues es donde hay trabajo, yo tengo un pequeño taller de reparaciones electronicas, por lo que no tengo que salir asi que cuando ella salia de trabajar se pasaba al taller a que le ayudara con sus tareas ya que sus papas llegaban ya muy tarde.

El dia que todo comenzo yo estaba aburrido no tenia trabajo, asi que fui a la parte trasera del taller y puse una pelicula porno, y me dedique a masturbarme por un buen rato en espera de que apareciera algun cliente, cuando por fin termine lo hice con un enorme chorro de leche, di la vuelta para buscar la caja de los pañuelos para limpiarme y grande fue mi sorpresa al ver a mi sobrina recargada en la pared y con una cara de evidente asombro.

que haces ahi?? cuanto tiempo llevas aqui??? porque no estas en la escuela???

no tuve clases, la maestra esta enferma y nos regresaron… contesto con voz nerviosa

Me subi el pantalon y le dije que para la otra vez tocara antes de entrar, y le pedi que no fuera a decir lo que vio, pues temi que le dijera a sus papas. se quedo callada, y despues de un rato me dijo con una voz timida: tio, perdoname por entrar sin tocar no lo vuelvo a hacer, yo no le voy a decir nada a nadie, pero quiero que me digas que sientes cuando lo haces

Su pregunta me desconcerto, no sabia que decirle, la mire y de repente mi vista se clavo en sus manos, las tenia en medio de sus ppiernitas, Alexa se habia calentado y yo no me habia dado cuenta, mi sorpresa fue mas grande cuando la mire detenidamente, estaba ruborizada y sudando, y cuando vi sus pezones marcados sobre su blusa mi pene volvio a endurecerse, ya no pense mas que en poseerla, asi que sin darle vueltas le respondi: eso que viste mi vida es una masturbacion y es de o mas normal, todos lo hacemos alguna vez, hasta tu.

yoo??? respondio curiosa.. -si amor en este momento lo estas haciendo, el tocarte tu sola es una manera de masturbarte, verdad que se siente rico???

se quedo pensando un rato y me acerque a ella, sin dejarla reponder lleve mi mano a su vajina y empece a frotarla suavente. Verdad que se siente rico??? ella solo cerro los ojos y con la cabeza dijo que si, ya no pude mas y la bese, si dejar de masajear su entrepierna y con la otra mano acariciando su hermoso culito, el beso fue de lo mas sensua me sorprendio la manera en que o hacia, parecia una experta respondiendo a cada uno con pequeños mordiscos y jugando con su lengua.

Que rico besas tio!!
tu tambien mi vida, quien te enseño??
nadie solo he visto a mis papas cuando estan en la cama
pues aprendiste bien.. y que mas los has visto hacer
pues…. he visto cuando mi papa le mete su cosa a mi mama

Ya no dude mas volvi a besarla mintras desabotonaba su blusa rapidamente se la quite junto con su corpiño y al fin tuve frente a mi sus deliciosos senos pequeños pero firmes los bese, los mordi, ella soo gemia y se abrazaba fuertemente a mi cabeza, sus pezons eran enormes, durosss, deliciosos.

le quite la falda y me puse de rodillas para pasar mi lengua sobre sus pantaletitas, entre su rajita masajendo sus nalgas y escuchandola gemir.. me levante me quite e pantalon y los boxers, sobe mi verga y la mire fiamente, parece que comprendio lo que queria porque inmediatamente y sin decirle nada ella solita se agacho y se metio mi glande a la boca, no pude contenerme, la tome firmemente de la cabeza y comence a moverla como si la estuviera cojiendo por la boca, sus dientes me lastimaban pero no me importo, era mas la exitacion que sentia a saber que mi sobrinita me estaba dando una mamada riquisisma.

senti que me venia y se la saque de la boca la lleva hasta el pequeño sillon la acomode con las piernas abiertas y empece a lamer su rajita apenas le estaban saliendo unos cuanto pelitos, su sexo aun sabia a orin pero para mi era delicioso.. cuando por fin estuvo lista, titubee un poco, le die que le doleria, pero me lleve una sorpresa cuando me dijo que no le doleria

Papa ya me metio el suyo y solo la primera vez me dolio
Tu papa te esta cogiendo??
si, cuando mi mama se va temprano a trabajar el se mete a mi cama y me mete su verga, pero me dijo que no le dijera a nadie.

Al saber esto llegue al limite, y en un arranque de lujuria la penetre de una sola embestida, solo escuche un gritito y enseguida me dijo:

ufff tiooo!!! la tuya es mas grande que rico!! siii siii tiooo….

era evidente que le encantaba el sexo, sus caderas se movian de manera alucinante, gemia delicioso su cara irradiaba deseo, no pude mas y me descargue en ella fue un extasis total… jamas hubiera imaginado la hembra que era mi sobrina, llevamos seis años asi, ella le dijo a su papa que ya no queria hacerlo con el o le contaria a su mama, estamos pensando en irnos del pueblo para vivir juntos, no amamos y ya no quiero tenerla lejos quiero disfrutarla al maximo, porque se que algun dia se sentira atraida por alguien mas joven pero mientras eso pasa voy a seguir disfrutandola.

ojala les haya gustado, proto les contare como fue su primer anal y como convencio a su amiga para que hicieramos un trio..

MI PRIMER ANAL!!! Gaby de (inocencia perdida)

Hoola aqui estoy de nuevo contandoles mis locas aventurillas traigo algo nuevo reciente que me sucedio apenas este 26 de Feb., de este mismo año, No puedo evitar las ganas de correr a narrarles mis vivencias… Porque??? la respuesta es sencilla.. Me encanta levantar sus duras reacciones jejejeje gracias a todos quienes me an enviado sus enormes reacciones y pequeñas tambien jajajaja pero en fin se les agradece de todos modos., Nunca me imajine hacer tantas amistades, e conocido chicos super lindos y wuapoos quienes an visto mis selfies., algunos me an propuesto matrimonio, Pero ummm NOOO aun no creo que no soy demasiado chiquilla para ello apenas cumpli mis 18 añitos., Quiero terminar mis estudios como abogada y ya despues veremos que pasa… Bueno yaa si tantos prembulos., a lo que vine.. Acabo de ingresar a la facultad de derechos en una prestigiosa universidad texana, por caprichos de mis padres quienes son pastores de una iglesia, Todo por querer ver a su nenita consentida graduada como toda una abogada no importandele los grandes costos para ello. muy entusiasmada por conocer nuevas amistades ingrese, Todo empezo muy bien pero conforme va pasando el tiempo las clases se van poniendo un poco mas dificiles., E tenido una relacion muy buena con mis profesores, algunos son muy amables conmigo pero tambien hay algunos muy extrictos. Pero en esta anecdota les quiero contar de uno en especial que a dejado huella en mi vida privada., lo llamare James., James es un hombre de 62 años mi profesor de ciencias politicas., No es un modelo ni nada por el stilo es divorciado tiene sus hijas casi de mi misma edad o sea que facilmente bien podria ser su hija. Todo ocurrio debido a que no iba muy bien en su materia, facilmente hubiera pasado su materia pero ya saben ustedes todo por andar de parrandera a veces se nos olvida estudiar, cabe mencionar que el nunca me falto el respecto directamente, Aunque algunas ocaciones muy sutilmente me hacia lijeros halagos., Señorita Ferrer es usted una magnifica estudiante yo se que llegara muy lejos… un dia de estos la invitare una buena cena para recompensar su buena actitud.. y cosas asi me decia., yo muy encantada le correspodo sus caballerosos halagos con mi tipica coqueteria ay gracias profe., es usted mi mejor maestro jejeje lo dejo casi temblando al pobrecito cuando siente mis duros pezones en su pecho cuando le doy un calido abrazo… en otras ocaciones soy yo la loquita que adrede le permito ver mi triangulito abajito de mi minifalda al cruzar mis piernas, Se que el me mira cuando cruzamos nuestra miradas el me sonrrie como diciendo en su mente graxias mamita estas super rica., yo se la devuelvo e igual quedando entre nosotros esa chispa de culpabilidad entre ambos., Pero hasta alli nadamas, Nunca habia llegado tan lejos hasta que se aproximaron los examenes., alli estabamos todos con los nervios de punta., Yo no sabia o no recordaba ni papas de su materia solo le daba vueltas a las hojas., El lo noto se aproximo ami pero muy despacio me lo dijo al oido., que pasa Señorita ferrer le puedo ayudar en algo? sin tapujos le dije… Es que no se nada Profe!!! no estudie mucho.,
Aaah que bien entonces usted esta en problemas señorita Ferrer lamento que tendre que informarle asus padres, vaya y sientase alla en la esquina alla la quiero., Me levanto para alejarme un poquito mas del grupo me envio hasta la esquina el mendigo… la sola mencion de mis padres me puso los pelos de punta de por si no la llevaba muy bien con mi papa por las sospèchas de que tuvo siempre de Juanito. Si el se enteraba que no iba bien en la escuela se acabarian mis priviligios de Celular,salidas con mis amigas y mis cuentas de banco uffff si que supo ponerme a pensar el Profe., me acompaño hasta la esquina solo para darme la estocada final., me dijo ah por cierto ayer me ablo preguntadome por sus calificaciones., Ay profe., no sea malito no me acuse plisss., Umm lo siento señorita Ferrer el Pastor es muy mi amigo y tengo que darle los resultados sean buenos o malos lo siento mucho no puedo hacer nada por usted señorita Ferrer., Se retiro dejandome muy pensativa lo miraba sentado en la parte alta, mirandome como me encontraba., el tiempo. se termino para entregar los examenes yo no conteste mucho., gran parte lo deje en blanco, cuando me lo pidio lo miro y dijo… UMMM me temo que tendra problemas, Me miro muy preocupada, me miro y me dijo ok señorita la espero hoy en la tarde en mi casa para que lo vuelva a repetir asi que vaya asu casa y estudie lo mas que pueda para ver si podemos ayudarla., Y se retiro.
Me fui a mi casa muy preocupada., lo bueno que papa no estaba ya pòr la tarde decidi jugarme el todo por el todo ataque con todas mis armas., me vesti lo mas provocativa para ir a verlo, con una minifalda super corta, una tanguita de hilo, una blusita lijera arribita de mi ombliguito y claro mis tacones altos., llegue toque el timbre estaba solo le pregunte por sus hijas me comento que ellas vivian con su mama porque como estaban divorciados solo se venian con el los fines de semana… Bueno me llevo asu espaciosa sala muy lujosa su casa enorme, Me invito algo de tomar al regrsar con las bebidas se sento frente ami., aayy se empezo a sentir un calido ambiente reinaba cierto erotismo entre un hombre mayor y una jovencita solos alli., me empeze a sentir muy extraña… E visto su examen y creame la verdad me siento desepcionado por usted señorita ferrer digame que paso pòrque no estudio? Lo siento Prof., digame que va a pensar su papa si el sabe estos resultados? entonces baje mi pierna dejando ver mi triangulito mientras conversabamos lo mire y no podia apartar su mirada de alli, el entendio el mensaje pero lo disimulo muy bien y con toda la cautela cuidando su prestigio de una manera muy educada vino y se sento ami lado con el examen en la mano., Gaby yo se que usted es una buena alumna voy hacer una excepcion con usted solo porque su papa es mi amigo, supongo que si estudio un poco verdad para volverle hacer su examen, digame cree que lo pueda pasar? Ay No se profe., mientras colocaba mi mano en una de sus piernas… el me la tomo solo para quitarla muy sutilmente, que haces Gaby estas segura de esto., Siiii le conteste pero por favor no se lo diga ami papa plisss le volvi a tomar su pierna, ya no me dijo nada y como el que otorga segui avanzando hasta llegar hasta su zipper para abrirlo y encontrar un flacido pene, el ya me tomaba de mi pelo acariciandolo tomandome de mi cabeza para empujarme hasta su pene con gusto me lo meti todo en mi boquita para sentirlo como crecia adentro poco a poco me fue faltando espacio en mi boquita a pesar de su edad tenia un pene muy grueso y cabezon lo deguste ami antojo. aahhgrr que rico lo mamas Gaby que rico…. dime gaby hermosa quieres que te coja dimelo por favor… Me va a pasar mi examen? Siiiii gabita hermosa claro que si., Ok ya dijo eh, Entonces me pare y frente a sus ojos me quite mi minifalda muy lentamente para que disfrutara lo que se iba comer ummmm pero que rica estas Gaby eres toda una diosa hecha mujer mientra ya me tomaba de mis caderas para jalarme hacia el y bajarme mi tanguita quedando ya al descubierto todas mis exsuberante nalgas color rositas, senti su tibia lengua recorrer toodo mi culito me lo lamio aaayyy pero muy rico… ummmmm pero quue. hermoso culito por dios gaby que apretadito lo tienes. Dime nunca nadie te lo a metido por aqui? Nooooo profe nadie!!! Quieres que te lo haga pòr aqui? ayy profe. me va a doler eso dueles mucho!!! Noo te preocupes mi reyna tendre mucho cuidado., Me empino sobre el sofa con mi culito bien paradito mientras me lo lubricaba, me metio un dedo aaayyy pero que rica sensacion.. al sentir por primera vez mi culito roto, pero lo mejor vino despues cuando por fin me lo fue metiendo poco a poco su pene, no niego que me dolia pero mi excitacion me hacia aguantar., quise zafarme pero tomo con fuerza de mis pompis para penetrarme lentamente cuando al fin lo senti chocar con mis intestinos me desplome hacia adelante, las piernas se me aflojaron me senti sin fuerzas, pero de nuevo el me volvio a levantar., diciendome Andaaa mi princesita para este culito para darle lo que tanto pide una buena verga… o No te gusta Gaby? Aaaayy si me encanta profe., deme duro duro me gusta me gusta ayy me gusta profe.,sus embantes aumentaron haciendome gritar como una loca aayyyy aaayyy aaayyyy profee., deme duroooo durooo., sentia que me hacia del baño de ya me ardian hasta las nalgas y mi culito despues de casi media hora estar dandome asiiiii duroo en mi culito., ya deseaba que terminara porque ya me estaba rosando todita., al notar que no tenia para cuando acabar quise escapar huyendo asi como me tenia empinadita, pero sin sacarmela me seguia por la alfombra para seguir follandome bien tomaba de mis caderas., Yaaaaaaaaa por favor profe ya vengase ya me arde mi culito., UMmmmm noooo Gaby hermosa quiero que me recuerdes para toda tu vida de esta.. cojidota que te esta dando este viejo anciano… Yaaaaaa plisssss le suplique ya con lagrimas en mis ojitos sollazando le imploraba, Nunca de los nunca me habian follado asii profe., le decia…. Yaaaa callate ya mero me vengo Gaby., donde los quierees? donde usted quiera profe., aaarrrgggg sssiiii alli te van mi amor al momento senti como mis paredes de mi culito fueron llenadas de leche calientita, se desplomo encima encima de mi ambos estabamos super empapados de sudor., mi pelo lucia bien humedo, senti como su semen correr por mis piernas., mire su pene ya semiflacido goteando semen. ya una vez vestidos rompio el examen y me prometio que no preocupara que ya tenia mi diez gracias ami culito damdome unas nalgadas., y Asi fue el cumplio su palabra pase con un enorme diez jejejejeje Mi papa hasta me felicito gracias a las palabras de mi profe., HIja te felicito ayer me ablo tu maestro que vas super bien es tus estudios sigue asi mi nenita hermosa., Siiiii papi le conteste nunca sabra como se follan asu nenita para merecer tan buenas calificaciones jjijiiji bueno ya es noche son las tres de la mañana y yo escribiendoles por favor voten si les gusto mr.enigma72@yahoo.com

MI SOBRINA JANET, SEGUNDA PARTE…

Como les comente en la primera parte de mi relato mi sobrina Janet de escasamente 13?? años llegó a pasar vacaciones con nosotros, y como dije era una niña, bajita de estatura de aproximadamente 1.57, su pelo largo y lacio que le llegaba hasta las nalgas, morenita, a su edad sus pechos ya estaban muy desarrollados, y sus pompis no muy exagerada pero muy duritas; bueno sucede que Janet tuvo que regresarse al pueblo debido a que entraría nuevamente a la escuela, así paso todo ese año escolar, yo desde luego esperando que este terminara porque tenía la certeza de que nuevamente en las vacaciones de verano vendría nuevamente con nosotros y en los primeros días del mes de julio nuevamente recibí la llamada de mi prima Esperanza, su madre para decirme que Janet quería pasar nuevamente vacaciones con nosotros, le dije que no habría problema y que iría por ella, así sucedió, llegue al pueblo el domingo por la mañana y de inmediato fui a ver a mi prima para decirle que al mediodía pasaría por Janet para que estuviera preparada, me dijo no hay problema si quieres yo la llevo a tu casa, para que no vengas por ella, y así fue, aproximadamente a la una de la tarde ya me encontraba dispuesto a regresarme a la Ciudad cuando llego mi prima y su hija, mi sobrina… mmmm al verla puede darme cuenta como se había desarrollado en ese año, se veía ya más crecidita, sus caderas y pechos más grandes, pero lo que más me gustaba eran sus piernas, morenas torneadas y que lucían más debido a la corta faldita que traía puesta, no dije nada para evitar malos entendidos solo me concrete a decirle así que ya eres toda una señorita, mira que crecida te pusiste en estos meses que no te vi.. Ella como siempre soltó una carcajada para decirme “hay tío tú dices eso porque me quieres”… nos despedimos y subimos al coche para regresar a la ciudad.
Apenas salimos del pueblo comenzó nuestra platica, le pregunte si tenía ya novio y me contestó que había tenido una experiencia amarga con un muchacho pero que de eso no quería comentar… y me preguntó haber dime tu qué hiciste todo este tiempo que no te vi seguramente le anduviste poniendo los cuernos a mi tía, y le conteste que no que seguía esperándola, en eso estábamos cuando dimos un movimiento brusco debido a los baches de la carretera, e hizo que la faldida de Janet se le subiera un poco, yo la verdad iba súper excitado y de inmediato comencé a acariciar sus torneadas y morenas piernas, comprobando que efectivamente estaban duritas debido a el ejercicio que hacía, le dije porque no haces lo que hacíamos el año pasado, mostrando que traía la verga bien parada, ella me dijo tío tu no cambias heee, y yo seguí con lo mío acariciar esas piernas hermosas, hasta llegar a su rajita dándome cuenta que ya tenía más vellos, le dije mija tenemos que pasar a un lugar te parece, contestándome tu ve tío yo vengo contigo, llegamos a una Ciudad que está a la mitad del camino de la ciudad donde vivo, y de inmediato busque un hotel, que por cierto recuerdo se llama María Luisa, estacioné el carro pague la habitación y nos dirigimos al cuarto, llegamos y yo como desesperado comencé a besarla, y ella me correspondió, le quite su blusa y brassier, y empecé a chuparle sus senos preciosos y más crecidos, ella solo me decía, Tío como quería estar ya contigo, seguía acariciando su cuerpo, la recosté sobre la cama acomodando su largo y hermoso pelo, procedí a quitarle su falda y su pequeño bikini que traía puesto, quedando a mi merced, ya no era la Janet del año pasado, ahora sus pechos eran más grandes, su rajita estaba con más vellos, eso me excitaba aún más, seguí besándole todo el cuerpo, su boca, cuello, pechos, sus pezones, y me baje hasta su rajita, le abrí las piernas y comencé a succionar su clítoris, pasándole la lengua e introduciéndola en su rajita, Janet se retorcía de placer me decía más, maaaas tíooo, haaaaa, haaaaaa que rico tio… mmmmm, sigue, sigue tiito , y ya no aguante más las ganas le puse la verga en su orificio para penetrarla lentamente pensando en su virginidad, diciéndole ahora si te voy a coger mi niña, ella me decía si tío hazlo, si hazlo, pero que creen mi Janet ya no era virgen, ya la habían cogido, pero eso no me importó le introduje poco a poco toda mi verga, y ella me decía tío, tío como me gusta, más, mas tío que rico, estuvimos con el mete saca un buen rato, hasta que me vine adentro de ella, pero ella seguía gimiendo como una verdadera puta, me decía dame más, más tío me gusta cómo me coges, me gusta tu verga, seguimos un buen rato, entonces ella me dijo me voy a subir en ti tío para hacer un caballito, me acomode boca arriba y entonces ella se sube se acomoda la verga en su raja y comienza a moverse primero muy lento y aceleró el ritmo poco a poco y comenzó a gemir más alto haaaaa, haaaa que ricooo, que ricooo se siente tiooo, tiitooo, y seguía moviéndose hasta que logró venirse… pero que tarde pase con mi Janet, no recuerdo cuantas veces lo hicimos lo cierto que mi sobrina ya la habían cogido ese año que no pude verla ojala les guste mi relato y lo comenten.