Con mi amigo III

Nos volvimos a duchar para limpiarnos bien y comimos, a mi me continuaban gustando las mujeres, pero en gustos sexuales era ya oficialmente bisexual, charlamos de eso precisamente y él me contó que era gay 100% y que ya habia tenido experiencias de ese tipo antes.

Después de comer vimos la tele pero yo no podia parar de pensar en lo que había pasado y en el buen gusto que tenia su polla, por esomientras estabamos delante de la pantalla juntos en el sofá del comedor (salón-comedor) le puse la mano en su paquete, encima de los tejanos y empecé a sobarle la polla que prontó creció, le abrí la cremallera y saqué su polla que inmediatamente puse en mi boca, y le hice otramamada allí mismo mientras mi polla también crecia.

El me bajó también la cremallera y empezó a masturbarme y cuando se corrió también me la chupó hasta que me corrí.

Con el calor que hacía volvimos a quedar totalmente sudados y nos fuimos a la ducha esta vez del piso, nos duchamos por separado, primero él y luego yo. Ya en la ducha y recordando como lamía antes su culo me volví a poner caliente y intenté perforar mi culo con el dedo, para ver que se sentía, tenía ganas de masturbarme pero no quise hacerlo pensando en que seria mi amigo quien lo hiciese.

Salí con la toalla en la cintura, la toalla era pequeña mediana y sólo llegaba un poco más debajo de las rodillas.

Él todavía estaba con su toalla sentado en la cama todo pensativo. Yo me puse de rodillas en la cama y empezé a mostrar mi culito (con la toalla), me exhibí moviendolo y abriendolo todo arqueado aunque con la toalla no se veia nada, él pronto dejó de pensar, yo lo estaba mirando y él al ver todo aquello también me miro, se acercó y me cojió el culo con las dos manos, dejó caer la toalla y empezó a sobarme con las dos manos mientras yo con la polla totalmente erecta por la excitación me abría al máximo, pronto con las manos empezó a abrirme el trasero empezando a jugar con sus dedos y mi ano, yo dejé de mirarle (estaba torciendo mucho el cuello) cuando de pronto noté como me empezó a lamer haciendo fuerza con la lengua mientras con las dos manos me iba abriendo y cerrando el culo, pronto cojería mi polla y empezaría a masturbarme también mientras continuaba dándome lametazos, yo estaba muy caliente y me notaba el ano muy lubricado y dispuesto a ser penetrado, él se puso de pie i me metió un dedo y empezó a follarme, se puso de cuclillas y cogió mi polla con la boca y al rato me introdujo su pene y empezó a bombear mientras me masturbaba.

Nos corrimos a la vez y fue la culminación de un fin de semana donde descubrí los placeres de la bisexualidad.

Acerca del autor
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *